jueves, mayo 31, 2007


A veces las respuestas de la vida son las que menos nos imaginamos.
Este blog, por ejemplo, ¿trata de indagar en esas respuestas inimaginables a preguntas que nunca nos haríamos?
Probablemente no, pero tampoco importa.

Adios a otro día.

Dos horas de paseo nocturno con mi amigo Miguel, aire primaveral, olor a plantas y árboles diversos en algunos tramos del camino mientras hablábamos de los órdenes constitucionales de los países, de la ley sálica, del Watergate, de la feria del libro, de Julio César y de los 45 euros que me pidieron por el Diario de Ciano.

Antes, durante la cena, he acabado de ver las tres horas de la película Nixon de Stone. Inteligentísima película, todo en ella formidable, cine en estado puro. Qué malo era ese Richard.
Antes de la cena he jugado un rato con los niños del pueblo a tirarnos una pelota de tenis y recogerla. El juego es simple pero da mucho de sí. Me lo he pasado muy bien. El modo de tirarla, la dificultad, la picardía, lo alta que llegaba, la fuerza, los niños que aguardaban turno para ver si resistían más tiros que el anterior, el que se quejaba de que se la tiraba con más fuerza que al otro niño. He pasado un buen rato.

Antes había celebrado la misa sólo con la luz natural que entra por las ventanas, luz que me gusta mucho, para mí es tan poético que el templo entero esté iluminado únicamente con la luz del atardecer y las seis velas del altar. Seguro que piensan que es un rasgo más de tacañería.
Ahora ya es tiempo de dormir. Buenas noches.

miércoles, mayo 30, 2007


¿No crees Fort que es el momento de relajarse un poco?
Absolutamente.

vuoi conoscere el último post?

La intensidad de la pasión se mide por la intensidad de la soledad que la precede. Leí esta frase hace unos días no sé donde, desde luego la frase es magnífica.

También leí no sé donde que en realidad Zero no existe, que es solo la representación apática del vacio, quiere destruir el mundo, prefiere dormir de día, y detesta el sol.

Ciertamente s'il y a un spectacle à voir en ce moment es de la inteligencia que se destila en ciertas frases.

Pero nada comparable a lo que hoy he leído en el capítulo IX de Historia de un alma de Teresa de Liseaux:

Oh, si todas las almas pequeñas e imperfectas sintieran lo que siente la más pequeña de todas las almas, el alma de vuestra Teresita, ni una sola perdería la esperanza de llegar a la cumbre de la montaña del amor, pues Jesús no pide grandes obras, sino solamente abandono y agradecimiento, puesto que dijo en el salmo 49: No necesito de los machos cabríos de vuestros rebaños…

martes, mayo 29, 2007


buf, que hambre me ha entrado en mitad de la noche

Primeras comuniones en el pueblo.

La procesión de entrada en la iglesia (desde el patio de entrada a la casa de la sacristana) había sido ensayada mil veces. Iba yo precedido de dos pequeños almirantes, dos marineritos (gemelos) y dos niñas con vestidos blancos desde la falda hasta el cuello; todos con sus manitas juntas, sonrisas en las caras y precedidos de tres monaguillos de rojo con la cruz y el incensario.

Durante la celebración, niños de flequillos repeinados, niñas con melenitas de pelo lacio cortadas en línea recta, como con una regla, lacitos rosa coronando esas bellas cabecitas candorosas. Un móvil al final que ha irrumpido recordando a todos que allí hay cobertura a pesar del grosor de los muros. Uno de los gemelos se ha sacado la forma de la boca –estupor general-, la catequista ha corrido hacia él y las cosas han acabado como se supone que deben acabar.

Durante el banquete posterior, Alex, uno de los niños, iba de mesa en mesa muy concentrado en averiguar los vericuetos de impresionante móvil. Durante la comida los niños, todos juntos en una mesa, no han comido nada. A los niños del banquete lo que menos les ha importado ha sido el banquete. Yo le digo al camarero que con me traiga un trozo de pescado en el plato, no dos. Usted como los niños, lo que no pueda lo deja, me ha contestado el amable camarero sonriente.

Después del solomillo y antes del postre, las señoras han ido rompiendo los plásticos para ver y tocar los joyeritos de cerámica que les ha regalado la familia del niño. Las mujeres estaban felices, los niños corrían entre las mesas y yo anotaba estas cosas con letra menuda en un papelito doblado para el post.

lunes, mayo 28, 2007

Los retoños del padre Fortea. O como dijo un chino: los letoños del padle.
Lo sabía, lo sabía...
Al final, nada, absolutamente nada, puede evitar que las leyes inalterables de la naturaleza sigan su curso.

Esta es la cara que pone un político al ser descubierto haciendo el trabajo sucio.


Día de primeras comuniones en el pueblo: nervios, alegría, reuniones familiares, trajes nuevos, peluquería, niños que se despiertan a las 8:00.
Ahora todo ha acabado y estoy sentado en el banquete del hijo de una de mis catequistas. Tengo tres soletes a mi lado, las tres hijas de la otra catequista, ¡son tan pequeñas y tan dulces! Una mira a la tuna que se acerca con cara de sorpresa, la mediana mira el espectáculo con gusto, la mayor con aire ceñudo.
Miro la medalla de oro que cuelga del pecho de la quincuagenaria que tengo enfrente, no es un Cristo, ni una Virgen, ni un Sagrado Corazón, ni un santo. Perdone, ¿qué representa esa medalla? Finalmente confiesa: el Valle de los Caídos.
La quincuagenaria de al lado, cuñada de la primera, tiene gruesas pulseras de oro en su fuerte muñeca que compaginan muy bien con su enérgico carácter. Esas pulseras tienen un aire de brazalete guerrero, se sacan dos veces al año y no tienen nada llamativo sino su peso.
¡Oye…! ¡Que te sientes!, le grita la señora a su nieto que no para quieto en la mesa de los niños. ¡Las patatas!, le grita el abuelo enfadado un rato después, preocupado de que no ha comido nada.
Rosa, Violeta y la pequeña Noelia, esos son los tres soles que tengo a mi lado. Qué pena que la última no se llamara Azucena como quería su padre.

domingo, mayo 27, 2007

En la víspera de Pentecostés


Hoy por fin he logrado resolver uno de los asuntos al que le llevaba dando vueltas desde hacía meses: ¿cómo conseguir una Biblia como yo la quería?
Quería una Biblia grande, bella, que manifestase la dignidad de la Palabra que contenía.
Por otro lado quería que fuese una traducción lo más literal posible.
Después de darle muchas vueltas y dejar el asunto en reposo durante unos meses -buena parte de este tiempo me había olvidado del tema por completo-, hoy por fin me ha venido a la mente una solucción que me parece perfecta.
Voy a ir haciendo mi Biblia en un archivo Word en mi ordenador (en grandes tipos, a doble columna, con letra gótica, con las glosas que me apetece poner), y algún día, dentro de algún tiempo, ya la imprimiré a mi gusto en grandes páginas.
Vivir de la Biblia... Ojalá que algún día yo viviera de la Biblia. Reverencio la Palabra de Dios muchísimo y tengo el propósito de reverenciarla mucho más.
Ojalá que no pase ni un solo día de mi vida sin leer la Biblia. Tengo un gran deseo de honrar a Dios en su Palabra.

sábado, mayo 26, 2007

Ensayo

Hoy hemos tenido ensayo con los niños de primera comunión. Algunos harán mal las cosas aunque las ensayemos doscientas veces o trescientas veces. En el último momento un niño ha tenido miedo escénico y ha declinado la oferta de leer una petición tras el sermón. Además le dolía un poco un empaste. Asimismo se me ha comunicado que uno de los monaguillos había remitido a otro la tarea de llevar la cruz procesional. Ay, esos nervios del último momento. Media hora después, el mismo monaguillo me ha dicho que ha vuelto a cambiar de opinión y que llevaría la cruz.

Durante el ensayo, se ha caído el dosel vacío que quedaba a un lado del templo tras las fiestas del santo, una niña también se ha caído al salir de la iglesia, a mí en mi cocina se me ha caído el recogedor de la basura mientras hacía no sé qué.

A ratos, cena tras cena, estoy viendo por tercera vez Nixon de Oliver Stone. Una gran película.

viernes, mayo 25, 2007

Uuuuughmmmmrrnnnrrrrrroooooooooooooohhhh, me estiro, me despierto, abro los ojos, sí, el mundo parece seguir estando allí. Me toco, sí, soy yo. ¿Habrá de ser que un nuevo día ha dado comienzo? Vamos a ver.

Goebbels leyéndole a Adolfo el último post: ¡¡Ffusilen alr fadrer Frortrea!!


El 20 de mayo acabé de leer la última página de mi queridísimo libro “Europa entre bastidores”. Y el traductor de Hitler justo en el final del libro escribe:

Durante todos esos años me he convencido de que en la vida de los pueblos rigen ciertas leyes que determinan los acontecimientos, y estas leyes se burlan de la vanidad de los se creen poderosos.
Está en primer lugar una ley moral, tal como a cada uno de nosotros nos la han enseñado nuestros padres y maestros. (…)
Durante mi actividad he visto que si alguien se aparta de estos principios, sean estadistas o naciones enteras, fatalmente se hallarán abocados a la catástrofe, aunque algún éxito inicial pueda engañarlos durante más o menos tiempo. (…)
Después he vivido la lucha gigantesca entre los representantes de aquel concepto antiguo y eternamente nuevo, occidental y cristiano, y los pueblos que conscientemente se separaron de aquellos métodos y principios.
…aunque en un principio consiguieran victorias, y su caída, lenta, pero fatal en la mayor catástrofe de todas las épocas…

Éste ha sido un libro excepcional, en el que he vivido página a página no una fantasía, no una buena ficción, sino la realidad vista en primera persona. No he leído una historia feliz, sino la más terrible catástrofe de todos los tiempos. Una época en la que nos jugamos la libertad de varias generaciones. Una especie de guerra del Señor de los Anillos que la vivieron mis abuelos. Este funcionario que es el que aparece uniformado en la foto que puse hace unos días, al final lo que viene a decir es tras poner patas arriba un continente lo que le ha quedado es que los principios del cristianismo eran los verdaderos desde el principio frente a un experimento de cincuenta millones de muertos.

miércoles, mayo 23, 2007

Todo sobre mi madre


Hoy en la mañana, en mi rato de oración, no hacía más que venirme a la mente un tema –hoy no meditaba ni sobre uno de los pecados capitales y sus remedios, ni sobre Dios y sus perfecciones, ni sobre el ejercicio heroico de la vida ascética en mi vida pasada y futura, ni sobre nada de todo lo normal que es materia de mi variada reflexión-, sólo me venía a la mente una y otra vez la vida idílica de Adán y Eva en el Edén.


Me los imaginaba durmiendo sobre la hierba, con sus cuerpos apoyados obre un lecho silvestre de musgo. Medio recogido el cuerpo de cada uno, como un gato, yaciendo ambos por separado en un prado salpicado de árboles de tipo mediterráneo.


Había mucha luz ya, pero seguían durmiendo beatíficamente en medio de una naturaleza sencilla pero en estado puro. Ni una piedra había sido desplazada de su sitio, aún.


Después se levantaban, meditaban, hacían oración, comían un poco de éste y tal árbol, y se dedicaban a explorar ese mundo paradisiaco. Estaban recién llegados a ese mundo, apenas diez o quince días. De momento conocer, recorrer, andar y mirar, ésa era su tarea, su regocijo casi infantil, encargo divino y juego al mismo tiempo, todo estaba lleno de misterio, detrás de cada colina estaba lo inexplorado, en cada recodo del bosque comenzaba la región nunca hollada.


Me dificultaba la oración su desnudez, su piel tan blanca sobre el verde de distintas tonalidades. Pero en seguida miraba a otro lado yo, y eso que no me movía de mi primer banco de la parroquia. Las dos señoras de más atrás, ¿tendrían una ligera idea del tema de la meditación –del viaje- de su párroco?


Sé que este tema para la oración de la mañana no aparece en ningún capítulo de las seiscientas páginas en letra gótica de mi Libro de meditaciones para la oración de la mañana (de fray Severo de Scharkopf), pero debo reconocer que el tema de seguirles por el Paraíso tenía un cierto je ne sais quois. Por otro lado no hago daño a nadie siguiéndoles por los campos edénicos.
Ni una piedra había sido desplazada de su sitio, aún. Ni una sola piedra había sido movida sobre el solar de Roma, ni una sola sobre el terreno que soportaría el peso de las pirámides milenarias. Ellos eran los padres de los reyes, aunque desconocían el concepto de realeza. El concepto de “mío” y “tuyo” debía ser descubierto todavía. Pero sí que conocían el concepto de “muerte”: no lo toquéis, o moriréis.


Me voy a dormir. Les imaginé por la mañana, despertando de su sueño. Ahora soy yo el que va a dormirse, sabiendo que Leónidas y el cardenal de Madrid, mis vecinos del 4D y Hollhoper, procedemos de aquellos dos bondadosos y desnudos personajes que los imaginaba caminando cuidadosos entre espesuras, mirando con precaución lo ignoto.

martes, mayo 22, 2007

hola a todos.

Hoy me he ido a confesar. Digamos que ya tocaba. No diré dónde, ni con quien. No sea que alguien piense que bajo tortura le puede sacar lo que he dicho. Hoy día los paparazzis son capaces de todo.

Tras hacer una larga gestión, he llegado al final de la mañana. Me tomo un kebab vegetariano en la calle Mayor de Madrid, sentado frente a la cristalera de la entrada, veo a la gente pasar, también oigo la airada conversación por el móvil de la persona sentada a mi lado en esa mesa alargada.

Después, siguiendo el plan previsto, me compro una PDA y un teclado plegable. En la Edad Media sólo hubiera necesitado, en mis viajes, de un trozo de papel y un tintero.

He cogido la M-40 hacia el norte, cabalgando sin parar hasta llegar a la misa de 6 en mi parroquia. He predicado sobre cuál es la esencia de la vida eterna y la predestinación. Ahora mismo me acabo de acordar que una señora me ha pedido que dijera la misa en honor de Santa Rita. He hecho la intención en la sacristía, pero no he mentado a la santa en la celebración. Mañana le tengo que comentar el asunto.

Esto es el pito pito gorgorito, pero en inglés:

Eeny, meeny, miny, moe
Catch a tiger by the toe
If he hollers let him go,
Eeny, meeny, miny, moe.

Más cosas, en una época de fusiones como ésta, en una época transgresora como ésta, estoy pensando en un titulado Bitácora de un cura tradicional y una señorita informal.

No os asusteís.

No os asustéis, Irene (Irene Ladelpostanterior) es una muy buena amiga mía. Demasiado buena para mí, aunque yo soy más simpático que ella, aunque menos bello.

En otro orden de cosas saludo a Leonidas Kowalsky de Arimatea. Este sujeto de sexo dudoso es la antítesis del padre Fortea. Por eso el padre Fortea le ama. Con un amor no exento, lamentablemente, de una cierta admiración.

Ante la noticia de que Castro leía con avidez mi blog, me emocioné. Ni siquiera la falsedad de la noticia disminuyó mi emoción. Ante la cierta posibilidad de que tanto Chavez como Benedicto XVI lean asiduamente estos posts, me sentí obligado con estas líneas. Me séntí llamado a ofrecer un producto de calidad. Algo me está picando aquí en el tobillo. Ya está.

Sí, sería un blog para el dictador y el arzobispo, para el beato y el incendiario, para el criador de cerdos y el gourmet, para el inquisidor y su asustada víctima, para el gordo y el flaco, para el que no le gusta Proust y para el que no le disgusta la Coca-Cola, para las familias antinaturales y para las naturales, para los que usan las líneas aéreas filipinas y para ese señor de Seattle que me lee cada día, para los canterburienses y para los comunistas troskistas, para mi inspector de hacienda y para mi sufrido, docto y benigno confesor.

Estoy acabando el libro de memorias del traductor de Hitler. Pocas veces me ha dado tanta pena acabar un libro. ¡Un libro de 574 páginas! ¡Mis memorias tienen 573 páginas! La verdad es que casi desearía que la guerra se hubiera prolongado un poco más, un añito, para poder seguir disfrutando de su lectura.

A veces criticamos mucho el nazismo, pero hay que pensar en sus logros. Por ejemplo, ¿cuántos siglos tendrán que pasar hasta lograr una plantilla semejante de facinerosos en la cima del poder? Creeís que es fácil. Pues no, hace falta mucho talento para el mal para lograr un grupo tan nutrido, tan compacto, tan bien integrado, de matones, criminales y descerebrados. Es necesario un cierto talento para el mal.

Cambiando de tema, he perdido 400 gramos de peso, mi próximo libro ya está muy adelantado, y en general el día ha sido muy satisfactorio en cuanto a clima, agradables llamadas telefónicas y ausencia de trastornos políticos. La música relajante y sutil de arpa acompañada de orquesta sinfónica que estoy escuchando es un digno colofón a este día.

lunes, mayo 21, 2007

Por fin dos fotos del autor de libro que estoy leyendo

Si Hitler hubiera sabido que el funcionario de en medio le iba a poner de vuelta y media unos años después.
Por fin he conseguido dos fotos del autor del libro de memorias que estoy leyendo. Le he cogido verdadero cariño a Paul Schmidt, he aprendido muchísimo sobre los entresijos del III Reich. Bien es verdad que le considero algo culpable por no haberse alejado de ese nido de víboras que era el entorno de Hitler y su Ministro de Asuntos Exteriores. Creo que todo hombre honesto debería haberse alejado del centro de esa oscuridad.
Paul está detrás de Hitler. Lo indudable de esta foto es que nadie puede ver la cara de Mussolini y no dudar de que tiene cara de loco. Así como la de Hitler la tiene de dureza y frialdad. Chamberlain aparece aquí con rostro razonable. Él mismo era un hombre razonable tratando de evitar por todos los medios la tragedia.
Leyendo este libro me he enterado es que en las conversaciones privadas Musolini siempre tuvo una visión razonable de las dificultades de la guerra, y era Hitler el que estaba ya fuera de la tierra, en órbita.
Hitler siempre, desde el principio, tuvo su mente a diez mil años luz de la tierra en la galaxia de sus fantasías.
Cuando ahora veo a jóvenes de mi propio país, de mi misma ciudad, que se sienten atraídos por esa ideología nazi, es algo que no puedo comprender. De verdad que no lo puedo comprender.

sábado, mayo 19, 2007

Donde se muestra una ficticia entrevista al padre Fortea que sirve de respuesta a las ansias de los esforzados comentaristas

¿Qué hace con todo el dinero que gana?
Fundamentalmente gastarlo.

¿La izquierda ha de entrar en la Iglesia?
Sí, claro, y la familia Monster también.

¿Qué le diría al comentarista del blog que ha amenazado con que le va a denunciar a su diócesis?
Le sugeriría que me denuncie también ante la Cruz Roja.

Los santos no escribieron autobiografías, ¿por qué usted sí?
Quizá no tuvieron una vida tan interesante como la mía.

Hay un comentarista que parece no tenerle mucho cariño, ¿algún mensaje para él?
Sí, que no deje de tomarse la medicación.

¿Algún consejo para los gobernantes?
Deja que tu corazón te lleva a las estrellas.

¿Algún proyecto en mente para el futuro?
Irme a la cama a dormir.

¿A dormir?
Tal vez soñar.


Entonces el padre Fortea se levantó del sillón y dijo:
¿Quién soportaría los azotes e injurias de este mundo, el desmán del tirano, la afrenta del soberbio, las penas del amor menospreciado, la tardanza de la ley, la arrogancia del cargo, los insultos que sufre la paciencia, pudiendo cerrar cuentas uno mismo con la lectura de este simple blog?

Donde dejé el pasado post

En otro orden de cosas, hoy sobre una buena enciclopedia en tono verde oscuro, entre libros, pruebas de imprenta de un libro mío y otras cosas, me he encontrado en la librería de mi salón con dos entradas gratuitas para ver en el estreno de El Código Da Vinci enviadas por la productora. Las dos entradas en un sobre, estaban sobre el volumen VIII de los Anales Saguntinos, una página estaba señalada. La marca apuntaba a los escritos de un canónigo de Siguenza, don Felipe Lesmes Zafrilla.

En esa página aparecía que el trabajador canónigo fallecido en 1824 había dejado el siguiente listado de sus obras:

-Diálogos sobre la filosofía corpuscular
-Tres Cartas sobre la enseñanza (incompleta)
-Veinte “Cartas de un Español emigrado a un Periodista Francés”
-Diálogo sobre el estado crítico de las dos naciones
-Legitimidad de la Regencia de Urgel
-El Cenáculo, poema en verso contra los luteranos
-Geografía aplicada a la religión
-Bosquejo o plan para un tratado de física, en diálogo
-Apología del Sermón de San José
-Centinela contra los errores del siglo

La lista sigue, lo aquí puesto es casi la mitad de sus obras. Leer el listado de sus obras y de sus cartas (Carta I sobre el escepticismo filosófico, Carta VII, en la que se manifiesta el origen, propiedades y límites de la potestad civil, Carta XII, sobre la divergencia y analogía de las legislaciones divina y humana, así hasta veinte) me produce el más grande de los temores. Leí esos listados hace tiempo, los he reencontrado casualmente durante este crepúsculo, y el mismo sentimiento ha aflorado al momento: ¿y si trabajamos sólo para engrosar listados? ¿Y si alguien dentro de doscientos años me ve a mí como yo veo al pobre canónigo? Para mí sería terrible. Porque visto desde la cumbre del tiempo le hubiera dicho al canónigo que se hubiera dedicado a hacer bien al prójimo, a cultivar su alma, a lo que fuera, pero que a lo único que no se dedicara es a engrosar listados que sólo aparecerán en un anal como curiosidad erudita. Al final, la letra es sólo el alimento de los archivos. Vivir es lo único que vale la pena por sí mismo.
Un blog o las presentes historias de marcianitos, esa literatura sí que vale la pena, porque no espera nada. Sin ninguna pretensión, el juego justifica su escritura.

Venid marcianitos, venid.

Vamos, invadamos el blog, ¡provoquemos la ira de los comentaristas!, que rabien, sí, que rabien hasta no poder más. Invadid sus pensamientos.

jueves, mayo 17, 2007

Revisando entre papeles

Hoy ha llegado uno al blog poniendo en Google las palabras “cuánto tarda un estómago en hacer la digestión”. En la primera página de resultados aparece este humilde lugar. Otra persona ha llegado con la búsqueda “cerdos graciosos”. Una más con intereses acerca de los sables franceses del siglo XIX. Incluso una última poniendo “tipos de gimnasias”; seguro que aquí ha encontrado más de lo que buscaba.

En otro orden de cosas, hoy sobre una buena enciclopedia en tono verde oscuro, entre libros, pruebas de imprenta de un libro mío y otras cosas, me he encontrado en la librería de mi salón con dos entradas gratuitas para ver en el estreno de El Código Da Vinci enviadas por la productora. Las dos entradas en un sobre, estaban sobre el volumen VIII de los Anales Saguntinos, una página estaba señalada. La marca apuntaba a los escritos de un canónigo de Siguenza, don Felipe Lesmes Zafrilla. ¿Por qué? Hoy me siento sádico, mañana os lo diré.

Ji, ji, ji…

Viaje del padre Fortea a Paraguay en junio

Padre José Antonio Fortea en Paraguay
Asunción, 7 al 13 de junio de 2007

1) Jueves 7 de junio de 2007
Lanzamiento de los libros “Exorcística” (2do. Tomo de Summa Daemoniaca) y “Autobiografía del Padre Fortea. Entre los libros y los demonios” (Lanzamiento mundial). Aula Magna Universidad Católica (al costado de la Catedral Metropolitana)
19.00 horas Entrada libre
Precio especial de lanzamiento en estos días:
Exorcística Gs. 50.000 (luego costará 80.000) Autobiografía Gs. 30.000 (luego costará 50.000)

2) Viernes 8 de junio de 2007
Conferencia especial. “El Juicio Final y el Juicio Particular: condenación o salvación? La realidad del cielo y del infierno”
Costo: Gs.100.000. Incluye: brindis y un libro del autor de regalo. Plazas limitadas.
Local: HOTEL GRANADOS PARK 19.00 hs.
Adhesiones en venta en Librería Paulinas desde el 2 de mayo de 2007. Dirección: Azara c/ Iturbe y en el día del evento.

3) Sábado 9 de junio de 2007
08.00 a 13.30 horas.
II Jornadas de formación cristiana
Primer tema: “La Biblia, palabra de Dios viva y eterna”
Segundo tema: “Combate espiritual” El mundo invisible de ángeles y demonios. Experiencias en el Ministerio de Exorcismo
Tercer tema: “El Poder de Atar y Desatar”. La importancia del Sacramento de la Reconciliación
Charlas de sacerdotes invitados. Experiencias. Preguntas y testimonios.
Inscripción: Gs. 35.000
LOCAL: RENOVACIÓN CARISMÁTICA CATÓLICA ARQUIDIOCESANA. Casa Paí Bogado. (Dr .Caballero y Austria) Venta de adhesiones: Renovación Carismática Lun/Vier 15hs a 21hs excepto jueves -Sab. Y Dom:8hs a 16hs ; en Librería PAULINAS y en el día del evento.

4) Domingo 10 de junio de 2007
15.00 a 17.00 hs
Jornada dirigida especialmente a jóvenes (sin perjuicio de que pueda asistir otro público):
“El deseo de felicidad y los enemigos del alma humana: la carne, el mundo y el demonio…”. Preguntas, testimonios
Local: CONSEJO NACIONAL DE DEPORTES. Km. 4 y ½ Av.Eusebio Ayala.
Entrada libre y gratuita.

Consultas y mensajes al: 021-441044 interno 250, 0991-306583, 0981-846153, 0991-710996

Las inscripciones a los eventos tendrán costo al solo efecto de cubrir los gastos de pasaje y organización. Para los sacerdotes, religiosas y seminaristas tendrá un precio especial de G. 20.000 en todos los eventos (sin comprender el libro en el evento del viernes), para lo cual se deberá solicitar la cantidad de entradas especiales habilitantes al telef. (0971) 207033, (0991-710996) o al correo electrónico: tmoro@telesurf.com.py. Puede consultarse también sobre entradas especiales a grupos en el mismo número telefónico. Se ruega comunicarse con tiempo con el fin de evitar aglomeraciones como las ocurridas el año pasado.

Hoy no pongo foto, + k nd x pereza

El dictador llega a la avenida de su mismo nombre…
… y es que estos enardecidos vítores a nuestro líder son el mejor plebiscito posible.
Tales afirmaciones –algo cambiadas por mí- las he escuchado hoy en el Nodo mientras cenaba una ensalada. Desde lo de la memoria histórica cada vez me gusta más el Noticiario Documental Español. Que pena que cada vez me vuelva más reaccionario. Los esfuerzos de nuestro líder socialista sólo han conseguido volverme más contrarrevolucionario.
Menos mal que me quedan mis marcianitos.

Los marcianitos…
Sí, ellos.

martes, mayo 15, 2007

En la foto, el padre Fortea de pequeño haciendo planes acerca de su porvenir.



Por la mañana debería no haber desayunado (debo perder cinco kilos), pero al final me he comido sin rechistar el pan con tomate que mi madre me ha preparado, yo se lo he pedido en realidad. Incluso he añadido unos extras tras ello.
Después he visitado al director de La Caixa para pedirle consejo respecto a mi próxima declaración de hacienda. Lo más gracioso de la larga espera en la sucursal han sido la gitana mayor que se ha sentado a mi lado. La gitana joven se ha quedado de pie observando atentamente nuestra conversación. Ni la gitana anciana ni yo mismo hemos dicho nada digno de recuerdo, frases insustanciales: cuanta gente hay, cuánto tarda, ay que ver, qué calor. Pero ambos éramos plenamente conscientes de que dos mundos estaban sentados uno al lado del otro, a un palmo de distancia. Ambos mundos nos sentíamos intrigados por indagar en el otro. Pero yo no me he atrevido. Tampoco ella.
Por la tarde sermón de San Isidro, otro año y otro elogio de la agricultura desde el púlpito. Tengo que renovar este sermón. Hoy tampoco se ha notado mucho, un bebé desde su carrito de dos años ha boicoteado mi sermón de un modo efectivo.
Después procesión hasta la ermita: capa pluvial, nube de monaguillos pululando alrededor, carrito con bandera de España y mantillas portando la peana del santo, subasta desganada de los palos de la peana del santo.
Los niños en la procesión iban, con unos palos, destrozando las hierbas de los márgenes de la carretera, imaginando una batalla que sólo ellos veían. Todo el rato una señora me decía que deberían ir en fila delante de la imagen y no así. Pero ni se me ocurrió interrumpir sus infantiles juegos. Creo que no encontraría razón alguna para interrumpir el juego de ningún niño. El juego de un niño justifica el seguir rodando del mundo. Así que me he limitado a asentir y a no impedir que hicieran su voluntad.
A la vuelta de la ermita, la monaguilla Ainhoa (que es la niña que tiene los ojos más bonitos del pueblo) me ha sostenido la capa pluvial como si fuera un rey de un cuento medieval. Más monaguillas se han sumado. He dejado hacer, me ha hecho gracia y hasta he secundado sus juegos cuando los seis monaguillos se han ocultado bajo mi capa, viéndose sólo sus piececitos. De estas entrañables escenas me acordaré en mi vejez. Los dos chicos monaguillos ya estaban harto del peso e incomodidad de la cruz procesional y del incensario.
Tan contento estaba esta tarde que les he dejado subir hasta las campanas de la torre. Al final he tenido que subir a buscarlos para que bajaran todos antes de cerrar la puerta. Como el suelo de la segunda planta de la torre se de madera con muchos resquicios, me he puesto perdido con todo el polvo que caía desde lo alto mientras subía por el último interminable tramo de una escalera metálica de caracol.
¿Puedo tocar la campana una vez más?, me ha pedido angelicalmente una niña con cara de espíritu beatífico. Venga. La ha tañido con decisión para ser un angelito tan pequeño.
Después al monaguillo rumano y a mí, los últimos, nos han dejado un minuto encerrados a oscuras en la parte de la escalera de caracol de piedra de la base de la torre. Oficialmente los culpables han sido los monaguillos, pero la omisión de la sacristana era la verdadera responsable.
La sacristana y yo hemos bajado al “refresco” ofrecido por la hermandad. Afortunadamente han sacado esos pastelillos rellenos de crema que tanto me gustan. Me he comido tres, sólo el decoro ha impedido que el número fuera mayor. Es más, en un momento dado que me he acercado a la mujer del Hermano Mayor a decirle lo mucho que me gustan esos pasteles, como era el primero, se ha hecho la boca agua y debo haberle parecido que había yo bebido algo alcohólico, porque apenas podía vocalizar. La realidad es que apenas podía evitar que se me cayera la saliva al hablar.
Ahora ya es de noche. Mañana será otro día. Dios mediante habrá más procesiones.

El futuro padre Fortea en buenas manos y sin mucha prisa por empezar a escribir Summa Daemoniaca


Mi madre me deja ya mañana, dos trenes la alejarán de mí: primero el de cercanías, después el regional.
Ya está haciendo las últimas albóndigas, congelando el arroz que ha quedado. Haciendo preguntas acerca de los tomates que me quiere dejar en la nevera. ¿Que la piel no sea muy dura, verdad?
Ya va oliendo la casa a soledad. A soledad y a un cierto descanso, porque mi madre como está poco tiempo conmigo aprovecha para darme todas las órdenes que me daría durante el año. A veces practico el arte del viaje astral y mi mente flota plácidamente hacia otras regiones, mientras me da instrucciones acerca de todos los temas, de todos los campos, me reconviene, me riñe, no se cansa, vuelve a la carga.


¿Quién me hará ahora el pan con tomate?
¿Quién me comprará esas cosas que me gustan?
¿Quién me esperará en casa con la comida hecha en el plato? Aunque no, no nos engañemos, lo de la puntualidad en la hora de la comida nunca ha sido el fuerte de mi madre. Siempre la misma historia: no sabía la hora que era.

domingo, mayo 13, 2007

No, no retrocederán.

Los marcianitos no retrocederán.
Tampoco están por la labor de tomar prisioneros entre las mujeres y los niños.
Tan sólo buscan la victoria total.
Su fórmula de negociación más repetida es “toda resistencia es inútil”.
Nos engaña su aspecto panzudo, su “antenita” encima de la cabeza, su trompetilla nasal. Detrás de lo cómico se esconde una tragedia cósmica.
Esta vez no podemos confiar en los virus. Las farmacéuticas están de su parte. Ya sabía yo que tanto jugar con las patentes iba a producir alianzas peligrosas.
Esta vez no hay superhéroes, salvo un par de comentaristas chiflados que dicen “no os preocupéis, dejadme” mientras avanzan y se convierten en carne de cañón.

¿Qué harán los pequeños alienígenas en el próximo capítulo?
¿Conquistarán la Tierra?
¿Conquistarán una parte de ella?
¿Les harán algo a los niños y a las mujeres?
¿Qué les pasará a los gatos?
¿No es éste un blog demasiado variado?
¿No debería el autor centrarse en su diario?
¿Qué hacen estos seres verdes en un diario?
¿Tendrá todo un sentido psicoanalítico que se está escapando a la mayoría de los lectores?
¿Y los gatos?, volvamos al tema de los gatos.

sábado, mayo 12, 2007

Preston, Preston... que se te ve el plumero.


El historiador e hispanista Paul Preston dijo hoy en Burriana que la Iglesia actual 'debe hacer todo lo posible por unir y no dividir a su pueblo”.


Fortea dijo ayer: Sí, claro. Por supuesto que sí, ¿quiere también mi cartera? ¿Prefiere que me baje aquí los pantalones o un poco más allá?

Paul Preston dijo: por lo que 'no estaría mal que hubiera un parangón con la figura del cardenal Vicente Enrique Tarancón para el siglo XXI'.


Fortea dijo por la mañana: Señor, danos cien obispos guerreros que hagan la vida imposible a todos los descendientes de los filisteos, los babilonios, los gomorritas y los cananeos. Obispos que puedan descansar en paz, con la conciencia bien tranquila, como Monseñor Guerra Campos, obispo de Cuenca, episcopus optimus.


Para Preston, Tarancón estaba muy identificado con los papados de Juan XXIII y Pablo VI, y en cambio, el papado de Juan Pablo II ha sido 'mucho más agresivo y conflictivo'.


Fortea había dicho: Cuando llegue Juan Pablo IV os vais a enterar del significado de “agresivo y conflictivo”.


Preston dijo que 'no se puede confundir la memoria con la venganza y pensar que bla, bla, bla [tonterías].


Fortea dice: pásame otra pasta de té, sí, de esas de la frutita encima.

¡Mamma mía!

Visita de mi madre, visita al Corte Inglés a comprar pescado. Quiere que me compre más zapatos, otra maleta, ¿no necesitas nada más? Estoy bien, mamá.

Durante quince minutos (con breves interrupciones) ha elogiado mi corte de pelo. No te conocía, has rejuvenecido quince años, le voy a dar las gracias a… ¿cómo has dicho que se llama tu vicario general?



viernes, mayo 11, 2007

Aunque suelo en este blog tratar temas optimistas y amables...


... sin embargo, creo que deberíais echar una hojeada a esta página web


Después de verla vais a ver el aborto desde un punto de vista totalmente distinto.

La cena de hoy


Hoy he invitado a cenar a una persona, una persona a la que quiero mucho. Por eso he preparado la mejor de las cenas posibles. De primero, como primer plato vegetal, trocitos de fresas con kéfir muy ácido, un sabor delicioso, sano y exótico. Pero nada me hacía pensar que la persona que tenía delante odiaba las fresas. Le ofrecí el kéfir a palo seco. Pero al probar una cucharadita creí que iba a vomitar.
Para acabar de arreglar la cena, pasamos al segundo plato: mejillones al vapor. Lo primero que preguntó al abrir la primera concha fue “¿están bien cocidos?” Sí, claro. Después una cara de asco, lo acercó con miedo a la boca y lo masticó con más cara de asco. El segundo plato había llegado a su fin. Fue entonces cuando sin ninguna timidez mi comensal preguntó ¿y si vamos a tomar un kebab al restaurante de la esquina?
Conclusión, cuando invite a alguien a comer pregunte qué es lo que le gusta. No se arriesgue. A veces, un Mc. Donalds es más efectivo. Debo decir en honor a la verdad que la persona en cuestión fue invitada a mi lado a leer este post mientras lo escribía. Mañana invitaré al cardenal de Madrid a que lea lo que voy escribiendo de él.
Me retiro a hacer la digestión de la cena.

jueves, mayo 10, 2007

Hoy dos posts.


Ayer no puse post porque volví tarde de dar una conferencia a universitarios en una residencia de la Complutense. Me comí un sándwich vegetal en pan de pita en Maoz de la calle Mayor. La vendedora hubiera ganado un premio de antiamabilidad en cualquier lugar del mundo.

Cuando supe que las cosas estaban mal.

¿Cuando supe que las cosas estaban tan mal!

¡Cuando supe que las cosas estaban realmente mal!

Cuando supe que las cosas estaban tan mal, entonces me decidí a escribir este post. ¿Cuándo supe que estaban así? Cuando vi todos aquellos platillos, miles, llenos de gatos.
Cuando vi aterrizar todas aquellas legiones y falanges de hombrecillos verdes, me di cuenta de que las cosas no andaban bien. Pero cuando vi que en la panza metálica (y con remaches) de la nave nodriza del líder supremo aparecía el letrero República Socialista Marciana, entonces supe que la Tierra y este blog tenían un futuro feliz inversamente proporcional al número de platillos; y os aseguro que eran muchos.
La primera medida fue nacionalizar el pretróleo (así lo denominan). Ésta medida nunca la entendí pues sus platillos y los cruceros que llevan los platillos funciona con una engergía (así la denominan) más allá de nuestro entendimiento.
La segunda medida fue la de los gatos.
La tercera fue cerrar Radio Freedom. “No se puede permitir que una radio golpista como ésa siga emitiendo en un planeta libre como éste.”
La cuarta, Educación para la Ciudadanía obligatoria. Me gustaría saber qué tipo de ciudadanía, la de aquí o la de allí.

Jerarquía de los enanitos verdes que emanan disposiciones: Cada 128 marcianitos hay uno con casco de romano y del que sólo se ven los ojos (son como los que aparecían en los dibujos de la Warner Bros.). Cada 203 de estos, hay uno que es como los de la película Alien (sólo que gordos, como Marlon Brandon en sus peores momentos). Cada 309 de estos hay uno que es como el Venerable Anciano de la Montaña http://elasesinoeraelcriado.blogspot.com/

Una versión decimal de estas jerarquías la podéis encontrar en la Enciclopedy of the Martiasaturnians and other creatures editado por Planeta en 1975 y reeditado por UGT en su colección Memoría Marcihastórica.

martes, mayo 08, 2007

Gracias, padre Fortea


Le queremos


También yo le estoy agradecido


Algunas precisiones respecto al post anterior:


Sí, lo importante es que el blog ha llegado hasta esa parte de la galaxia. En realidad, para ser más exacto, por lo que me dijeron, es la tercera galaxia tirando a la izquierda.


A ese lugar justo antes del espacio exterior, llega el blog y el Observattore Romano.


Es cierto que no creo en los extraterrestres, pero sí que creo en los marcianos bajitos verdes y con nariz de trompetilla. En ellos sí que creo.


Miguel Ángel, he negociado a ver si se querían llevar a quien tú ya sabes. Pero me respondieron: tú quelel engañalnos como chinos.


OBI WAN SHEILITA dijo...
No intente sintonizar su televisor, somos nosotras,nuestra misión en el planeta es decir al universo que nuestro amor por nosotras mismas es invencible y se extiende a… (grññbrsrschch, rayas, zumbidos, rayas) …que nos permite la emisión PEFETA de estos mesajes OUI OUI OUI. R2 C2, ESTOY HARRRTA DE TUS INCORRECCIONES EN LA RED, …(más rayas) …no merece este trato...pi,pi,pi responde


El buen marcianito dijo:
Alf siempre fue un impostor. Y como demostrará el próximo programa de Cuarto Milenio trabajaba para la CIA y denunció comunistas en la época de la Caza de Brujas.

Después de todas estas puntualizaciones y comentarios a los comentarios me siento mejor.

Antes de meterme en la cama... sí, voy a escribir algo





Los extraterrestres me han dicho que van a invadir la Tierra; sí, el planeta. Toda resistencia es inútil. Buscan nuestra agua, también el aire.


Hasta ahora valorábamos el petróleo, los diamantes y, algo, el oro y la plata. Pero ellos buscan el aire. El "oro azul" lo llaman ellos.


Toda resistencia es inútil.


Un bando será emitido por la televisión mundial mañana a las 4 de la noche. Los comentaristas más aventajados harían bien en levantarse a esa hora y poner cualquier canal; si no deciden suicidarse antes, claro.


Toda resistencia es inútil.


Impondrán un líder supremo mientras se llevan lo que les interesa. Sólo les interesan esas dos cosas, también los camaleones. No está claro qué buscan en esos animalitos.


Os dejo, el líder supremo me quiere ver ahora. Su platillo ya está aterrizando en mi jardín, pobres flores.




Ayer me digo el lugarteniente supremo que quizá se llevarían todos los gatos. Me resulta difícil imaginarme un platillo volante lleno de gatos, con miles de gatos.




¿Por qué me eligieron para comunicarme sus planes secretos? Nos gusta su blog, fue la respuesta estelar. Nos dará pena no poder seguir leyéndolo. ¿No podrían hacerme un lugar entre los gatos? Por el gesto ya veo que no. Vale, vale, no insisto.

lunes, mayo 07, 2007

¿Me voy a mimir? No, antes voy a poner mi post.



Inesperado paseo dominical por el bosque, por los prados y por la ladera de una montaña. Dos horas y media divididas a un ritmo litúrgico en cuatro secciones del breviario. Agradable conversación amenizada por las risas del acompañante. Cena coronando la expedición. Llego a casa satisfecho y con el propósito de hacer lo mismo cada semana.



Vi Madrid a lo lejos, desde lo alto. Oí los pájaros cantando a coro, pero en armonía. El musgo se aplastó bajo mi peso, a cada paso.



Encima me ha llamado un amigo mío de Moscú para preguntarme si estoy interesado en que se publique allí uno de mis libros.



Sí, ¡caramba!, también hay post como el de hoy. ¡Encima es primavera!

sábado, mayo 05, 2007

Se admiten sugerencias de los comentaristas para completar la lista



Abajo la Revolución Francesa,
abajo la Revolución Rusa,

viva el gobierno del Pueblo, por el Pueblo y para el Pueblo,
abajo frases demagógicas como la anterior,

viva Inglaterra con sus lores, sus comunes y el té a las 5,
viva la crema catalana,


abajo Gollum,
que mueran las lombrices que atormentan a los niños pequeños,

abajo el aborto,
vivan los niños,
vivan las madres,
vivan las suegras,
vivan las familias rodeadas de niñitos sonrientes paseando por el parque,

abajo el calentamiento global,
abajo la glaciación,

abajo el colesterol,
abajo las pesadillas que despiertan a los niños,
viva Monsters S.A.

viva o pais das mil maravillas,
abajo las paupérrimas tentativas de encontrar un post que de verdad valga la pena,

(La lista universal se completará con las mejores sugerencias de los comentaristas. Las pondré en el post, por lo menos hasta que me canse. Me canso pronto.)

abajo el hombre-lobo y sus vampiros,
vivan los Siete Enanitos y el Fortea´s thanksgiving plan,

abajo el capitalismo salvaje,
viva París Hilton (sí, ¿por qué no?),

abajo el ruso que al pisar el acelerador del tanque en Praga dijo: передача и прием информации с помощью,
viva el chino que al poner el último ladrillo del último muro de la Muralla China dijo:久时间才能完成。写出来。有

viva el que por fin después de tanto tiempo y tanto sufrimiento causado a los demás, dijo: me voy a dar un baño,
abajo el que dijo: no es nada personal, son los negocios,

Aquí antes de subir una escalera que me llevará a no sé donde.

Mi cara lo dice todo: Señores, voy a proceder a subir.
Y creo que esta vez me puede ocurrir como en la película El inglés que subió una colina y bajó una montaña.

Abajo la Revolución Francesa

Últimas fotos que me quedaban antes de incluir las que me haga con el pelo cortado. Esta foto y la de arriba me las hicieron en Cartagena hace un par de meses, antes de una conferencia.


1. Bien, bien, en cuanto os aprieto las clavijas un poco, suben las entradas en el blog de un modo notable. Siempre la misma historia.


2. La marca del chándal de Castro, fijaos bien, es un Adidrastrov. Por lo menos eso ha aclarado el periódico oficial.


3. El perrillo blanco de un feligrés mío, le ha mordido en la mano a su amo al intentar este mirar por qué se sentaba tanto en el suelo al andar hasta la iglesia. (Nunca entenderé la mente de un chucho pequeño con ricitos blancos.) Además este perro hace más cosas raras, pero eso sería otra historia.


4. Quiero que sepáis que me siento muy culpable de haber puesto los comentarios graciosos al lado de la decapitación del rey francés. Estoy leyendo los últimos escritos históricos de María Antonieta, bastante pocos, por cierto, pero suficientes para profundizar un poco más los detalles asesinos de hasta que punto la Revolución Francesa fue una orgía nazi al estilo del siglo XVIII. Ni a Enrique VIII se le ocurrió detener a los abogados de la parte contraria en mitad de la sesión, cómo sí que se le ocurrió al fiscal.

viernes, mayo 04, 2007

Siempre que entro me encuentro con el de Baroja, en el País Vasco, con el de Almera, con el de Caracas (no puedo hablar de Chaves no sea que acabe yendo por ahí), con el de Melgar de Abajo, el de Oliva y unos cuantos fijos.

Un saludo a todos y a ver si os ganais el sueldo y extendeis el blog, ¡que siempre estamos los mis-mos!

Esto es un obispo


Esto es un obispo y es verdad que Castro con su superchandal nos hace pensar en las ofertas de las rebajas de Carrefour.
Se puede oprimir a un pueblo, pero también se puede tener un poco más de dignidad. A mí no me gustaría ver a mi tirano así en chandal miserrimo. Por lo menos Hitler se ganaba el sueldo: otro uniforme, otro desfile y cosas así. Oprimidos, sí, pero entretenidos. Es que el Fidel no se gana ni el sueldo de tirano. Lo comprendo, se va a jubilar, no puede ascender, no tiene alicientes. La isla se hace pequeña... tanta playa al final cansa...
Hoy he puesto un mantel sobre la mesita que hay delante de mi ordenador. No sé cómo pasar películas a un CD, así que la veré aquí: El León en Invierno.
La vi hace más de veinticinco años. Una sola vez. ¿Cómo me puedo acordar tan bien, es increíble? No, la vi una segunda vez en la universidad. Fue uno de mis hitos en la infancia.
He anotado hoy una de las cosas más interesantes en mi diario, pero aquí creo que es más prudente hablar de cine y comida. Prudente y seguro. No hay sorpresas.

jueves, mayo 03, 2007

Esas raras especies vegetales


1. Dediqué el post del 1 de mayo a su alteza, porque su majestad es, técnicamente hablando, un trabajador del Estado, o mejor dicho es el primer trabajador del Reino.

2. El caso de los estados marxistas con monarquía hereditaria me parece una entrañable excepción dentro de la lucha de clases. Este tipo de regímenes deberían estar especialmente protegidos, como si de una rara especie floral se tratase.

3. El régimen monarquicomunista de sucesión hereditaria por vía lateral de primer grado (véase el caso de Cuba), me parece una excepción dentro de la excepción. Si durante tres generaciones se logra mantener la sucesión del monarca por su pariente consanguíneo más joven por vía lateral se lograría una tradición de nuevo cuño sin parangón ni entre los egipcios, ni entre los escitas, ni entre las amazonas (las de Herodoto).

4. Me resulta difícil imaginar a un Karl Marx como primer ministro soviético y copríncipe de Andorra que, en presencia de su politburó, nombra como guardianes de la revolución al cabildo de Colonia y que ordena al Che Guevara que vuelva para su investidura como Duque de Normandía. Chaves en Moscú: aquí huele a azufre.
5. Vizcondes del mundo, ¡uníos!

miércoles, mayo 02, 2007

Mon Juan Carlos et mon droit


Yo creo en una república ateniense de hombres libres y, a ser posible, iguales. Pero estoy a favor de mantener todas las monarquías europeas. Eso sí, a cambio de que no tengan poder alguno, por mínimo que sea. Para mí la única razón de mantener una monarquía es la del ceremonial, el boato, la pompa, es decir el espectáculo. Y por lo tanto si hay rey, que lo haya con todo su esplendor. No me interesa un rey que sea llano. Para que sea llano ya tenemos a cuarenta millones de gente llana en este país. Si ha de existir la realeza, que la pueda ver en televisión con corona, armiño, cetro, capa púrpura, trono, chambelán, procesión ceremonial, grandes de España alrededor, condes y vizcondes inclinándose y un largo etcétera de detalles que la historia ha colocado alrededor de estos seres humanos, que al fin y al cabo son como tú y como yo. Ellos son un ornato bellísimo para un estado, siempre y cuando que mantengan todas las tradiciones estéticas que son la razón de mantener una casa real.
Por lo demás, corre tanta sangre azul por mis venas como por las de la nieta de la reina Victoria. ¿Qué tal Isabel? Tus reales comentarios anónimos siempre han sido graciosos.
La mejor monarquía del mundo, después de leer este post, está claro es la inglesa. Aunque también me gustan el Rey León, el Rey del Pollo Frito y George Bush II.

Esta segunda corona es a la primera, lo que la Iglesia de las películas es a la Iglesia real


martes, mayo 01, 2007

Ja, ja, ja

El gran Marcelo T dijo...
ja ja ja ¡¡¡ Qué maestro que es el padre Fortea !!! ¡¡¡Es un capo!!!

Anónimo dijo...
Tienes que poner más cosas, si eres católico y todas esas cosas.Y cual son tus gustos.

el venerable dijo...
el sesino no puede ser el criado , simplemente porque el asesino soy yo.