sábado, octubre 09, 2010

El Premio Nobel


Ahora que han entregado el Premio Nobel de literatura, me gustaría decir algunas cosas sobre Borges y el Nobel. Tema sobre el que ya he escrito anteriormente, pero acerca del cual no voy a repetir nada que ya haya dicho antes.

De hecho hablar de este tema para mí siempre ha sido interesante, pues no es tanto el tema de Borges y el que no le concedieran el premio, como la injusticia de la grandeza humana no reconocida por sus semejantes.

No debería sorprenderme de que a ese gran escritor no le concedieran el Nobel de Literatura, cuando a Gandhi no le concedieron el Premio Nobel de la Paz. No concederle a Gandhi ese premio resulta increíble, cuando si hay alguien que se lo haya merecido desde la fundación del premio es precisamente él.

Como excusa, los jueces dijeron que Gandhi estaba nominado ese año. Pero ya era anciano. Habían tardado y tardado para su verguenza. Y llegaron tarde. No es que el premio le llegara tarde a Gandhi, es que los jueces llegaron tarde. Tarde para siempre.

¿Le importaba algo el premio a Gandhi? Absolutamente nada. Si había alguien por encima de las pequeñeces de este mundo, era aquel asceta. ¿El premio le hubiera añadido algo? Nada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario