miércoles, diciembre 08, 2010

Los controladores aéreos

No he dicho nada de algunos temas de actualidad, porque estaba enzarzado en el tema de Faus. Pero ahora quiero decir que espero que a los controladores aéreos que dejaron sus puestos sin atender las exigencias de la Ley, les caiga todo el peso de la Justicia.

Vamos, que no espero gran cosa. Porque no les juzgará la Justicia, sino la justicia española con minúsculas. Aun así, si hubiera justicia, ellos tendrían que ser responsables del daño provocado y fácilmente cuantificable en términos monetarios. Daño a ser repartido entre tantos cuantos lo han provocado.
Evidentemente, esto no sucederá. Ya se encargara la pequeña y débil justicia (enferma de política) de no hacer Justicia. Pero si por mí fuera los colgaría a todos de los pulgares del palo mayor.
No hace falta decir que apoyo las medidas que tomó mi gobierno. Por una vez, mis representantes estuvieron a la altura de las circunstancias.

Claro que esto ya se sabía que iba a pasar antes o después desde hacía varias legislaturas. Y los gobiernos de todos los signos prefirieron mirar a otro lado. Podrían haberlo previsto antes de que pasara. Pero nadie quiso afrontar el problema.

Al menos ahora Zapatero ha dado un puñetazo en la mesa y ha hecho lo correcto. Tuvo y tiene mi apoyo al cien por cien. Venga, Zapatero, duro con ellos, te apoyamos, lo digo en serio, no es una aseveración irónica. Es que como sois. Que no, que lo digo en serio. Zapatero, estamos contigo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario