domingo, diciembre 08, 2013

Batman y Robin


Más respuestas contestando a la curiosidad de mis lectores

Me gusta mucho escribir, pero abomino repasar y revisar mis escritos. Tengo la completa certeza de que en mis obras se encontrarán erratas durante siglos.
Disfruto muchísimo más escribiendo novela que teología. La novela para mí es un género mucho más libre. Permite la obra de arte. Tiene mucho de pintura.

Mis libros se han traducido al francés, inglés, portugués, polaco, italiano. Y ahora se está traduciendo al croata. Los países donde más lectores tengo son Estados Unidos, México y Colombia.

Mi obra más conocida es Summa Daemoniaca. Mientras que Historia del Mundo Angélico es como el reverso luminoso de la primera obra. Sea dicho de paso, la segunda es mucho más profunda teológicamente.

Mi tesis doctoral me ha costado cuatro años y medio realizarla. Ahora estoy a tres semanas de poner punto final a su revisión. A 48 páginas de llegar a la conclusión. Nada más acabarla, me dedicaré a la revisión de una de las tres novelas de que faltan por publicar en mi Decalogía sobre el Apocalipsis.


El momento más feliz como escritor para mí, es cuando puedo cenar tranquila y relajadamente con unos pocos de mis lectores.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada