miércoles, junio 18, 2014

Que patena tan bonita


Los lectores de este honrado blog si quieren ser precisos en sus conversaciones, deben tener claro que el jueves Felipe no va a ser coronado, ni tampoco (como ya he oído) va a tomar posesión, ni siquiera va a ser entronizado. Sencillamente, va a ser proclamado rey.

Los Papas tampoco son nombrados Papas, ni toman posesión del cargo, sino que aceptan el papado, también se puede decir que son elevados al papado. Después, hay una misa de inauguración del pontificado.

Otra cuestión lingüística, estrictamente, cada obispo es pontífice de su diócesis. El Obispo de Roma es el Sumo Pontífice. Aunque, hoy día, es muy inusual usar el título de pontífice para un obispo, lo cierto es que es un título correcto.


En la época en la que los Papas eran coronados, el ritual de coronación era una ceremonia en la que se pedían gracias para el nuevo Papa. Pero ya eran Papas desde que aceptaban la elección canónica. El ritual de coronación no añadía nada al papado, salvo las gracias que se impetraban.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada