sábado, enero 17, 2015

Los complicados pensamientos de los escritores


Parte del tiempo del vuelo de regreso de Brasil a España lo pasé retocando en mi mente algunos detalles de la gran misa (la Misa Magna) que describo en el colosal templo de mi obra Neovaticano.

El ritual de esa misa magna  papal que en mi obra se celebraría una o dos veces al año, lo he pensado y repensado mil veces. Pero incluso después de años de reflexión y estudio, siempre hay pequeños aspectos que se pueden mejorar.

En la oscuridad del avión, mientras otros veían películas o dormían como marmotas, yo estaba sumergido en el ambiente colosal del basilicarión que describo en ese libro-ensayo mío. Mi cuerpo estaba sentado en esa butaca. Mi mente se hallaba en medio de una fastuosa celebración litúrgica. Transitaba a partir de la página 314 de mi libro. A otros les gusta ir a la playa o a un resort. Yo soy muy dado a transitar esporádicamente por algunos trechos de mis obras.

El libro con las nuevas reformas ya está colgado en el Google Drive del link a mi obra completa:

http://bibliotecaforteniana.blogspot.com.es/

Este link tan querido para mí, porque es la obra de una vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada