lunes, enero 05, 2015

Reflexiones acerca de mi libro Neovaticano


De mi libro titulado Neovaticano, la parte que más me gusta es la triple ceremonia de inauguración de un papado. Antes de ayer pasé momentos muy agradables releyendo esa parte y puliendo algunos aspectos del ceremonial.


Realmente disfruté imaginando lo que serían esos rituales, esa magnificencia. Qué labor literaria tan bonita la de retocar los pasos de una gran liturgia. Cientos de obispos, miles de sacerdotes, cientos de miles de fieles asistiendo, todo un planeta contemplándolo en las televisiones, pantallas y tablets de sus casas. 

Como digo en ese libro, considero que la liturgia pontificia va a entrar en el siglo XXI en una nueva fase, una fase de liturgias basilicales pensadas para ser contempladas por todo el Orbe, ceremonias grandiosas que serán grandes obras de arte reconocidas como tales incluso por los no creyentes.

Mi Neovaticano ahonda en ese nuevo concepto de liturgia. Lo que ahora parece una excentricidad de un escritor (un humilde servidor), algún día será aceptado como algo natural y esas liturgias formarán parte de nuestra vida como Iglesia, a la distancia de un solo click.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada