miércoles, octubre 21, 2015

Coincidencias llamativas











Hay cosas que dan que pensar. Cuando Dios habla, Dios usa medios serios, medios dignos. Pero, de vez en cuando, hay cosas que me descolocan un poco. Por ejemplo, el verano anterior al cónclave de 2013 que eligió al Papa Francisco, estuvimos escuchando durante meses, casi como un mantra, la canción Papa Americano:

Otra coincidencia, en el 2011 se estrenó una pésima película titulada Habemus Papam acerca de un Papa sencillo, humilde y nada tradicional. La película no vale un pimiento. Lo gracioso es que cuando se ve al actor de perfil y más bien desde atrás, parece estar viendo al Papa Francisco. Yo volví a ver la película (lo cual fue una penitencia) sólo para ver si se parecía el actor al Papa actual. Y sí, se parecía.

Más cosas curiosas. Hay algunos leves puntos de coincidencia entre Karol Wojtyla y esa fallida película titulada Las sandalias del pescador. Fallida porque más que un guión tiene un collage de veinte cosas.

Más curiosidades, Juan XXIII en las fotos de joven, cuando era capellán militar, el parecido de su cara con el de Mussolini es clarísimo. Del mismo modo que el parecido de la cara del Cura de Ars con Voltaire, también llamó la atención de sus contemporáneos.


¿Que significa todo esto? Sólo lo puedo entender como una muestra más de que Dios tiene un cierto sentido del humor. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada