martes, agosto 02, 2016

De canónigos y obispos


Hoy he visto este vídeo de un obispo estadounidense, monseñor Strickland, haciendo 47 flexiones:


Al verlo, me he convencido, una vez más, de cuánto daño ha hecho el ejercicio físico al clero a lo largo de la Historia. ¿Me imagináis a mí haciendo 47 flexiones de ésas? Por humildad, yo me negaría a pasar de la séptima flexión, y aun quizá de la cuarta. Además, en lo que a él le ha costado, mes tras mes, reforzar esos músculos, yo me he leído la Biblia tres veces.

¿Os imagináis a un capítulo hispano de canónigos haciendo todos juntos 47 flexiones? ¿Verdad que no? No me extraña que en Estados Unidos haya tantos infartos.
Bien es cierto que debajo de todo esto hay un poco de envidia por mi parte. Porque estoy seguro de que en mí, dentro de mí, hay un obispo Strickland, sólo que está escondido bajo una pacífica capa de grasa. Quizá en mi vejez seré como él.

De todas maneras, si este vídeo lo viera Juan XXIII, exclamaría: ¡Qué horror! ¿Pero qué se ha hecho del clero del siglo XXI?  Y es que ¿os imagináis a Santo Tomás de Aquino haciendo 47 flexiones? ¡Por supuesto que no! En la vida hay que elegir, o las flexiones o la Summa, pero no se puede repicar y estar en la procesión. 

Qué horror. Hasta el pecado de gula entre bromas y risas me parece más conforme a natura que esa innatural sucesión de flexiones. Ojalá que yo no caiga en este tipo de tentaciones.

5 comentarios:

  1. Padre, ¿hay ironía en sus comentarios o realmente lo ve como negativo?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En mi comentario sobre el obispo, sólo hay envidia, de la mala.

      Eliminar
  2. Padre Fortea,

    El obispo tiene 57 años, lo que hace más meritorio el resultado.

    Les invito a mirar en NYC marathon, TCS, página oficial, en «results» por edad y género. Allí ve uno personas por sobre los 80 y aún 90'años tener exitoso resultado de los 42 K 197 mts.

    El ser humano puede físicamente ser sorprendentemente fuerte hasta los 75 años. Miren los tiempos de NYC.

    Por fortuna la edad no representa a menudo un límite para crecer y ser mejores espiritualmente ...

    ResponderEliminar
  3. Anónimo9:28 p. m.

    Que viva la alegría y la felicidad ¡¡¡¡
    Ojalá sea un santo obispo también.

    ResponderEliminar
  4. Bonita foto del altar mayor de la Catedral de Valencia. A la derecha del Cardenal Cañizares está don Emilio Aliaga, deán de la misma y autor de la Epacta Valentina, un libro bastante útil.

    ResponderEliminar