jueves, noviembre 10, 2016

Saludo con confianza y optimismo a Donald













Perdonad, pero es que no puedo no dejar de rememorar aquella noche electoral, la de hace dos días, la más intensa de mi corta vida. Una noche en que se conjugó todo: insomnio, mala digestión, suspense cinematográfico hasta el amanecer (el amanecer de un nuevo mandato presidencial), la imagen obsesiva de Trumpo desternillándose y de Hillary yéndose llorando a su habitación, la imagen de Iceta repitiendo go, Hillary, go. Una noche para recordar.

Sí, los seguidores de Hillary repitiendo: Go, Hillary, go!! ¡Todavía falta el recuento de los votos de New Egypt y de North Afganistan!!!! Animo. Pensamiento positivo!

Pero no, Trump era el más fuerte para la mujer media americana. Nadie podía competir contra ese flequillo. Fue una lucha desigual.

Hay que reconocer que un Trump calvo por lo menos hubiera perdido Ohio. Y si hubiera salido a la calle dando tiros a la gente, por lo menos hubiera perdido los votos de otros dos estados.

A las 5:00 de la noche, cuando triplicaba los compromisarios de Hillary, yo ya empecé a sospechar que ésta iba a heredar no el papel de Primera Dama-no-consorte, sino la función de la Viuda de América. Fue entonces cuando descogué el teléfono y llamé a Roma:
-Me parece que te precipitaste con lo de los muros.


Lo que sí que está claro es que se equivocó cierta pseudoprofetisa que aseguró que Obama era el último presidente. ¿Cómo lo arreglará ahora? Bueno, seguro que se le ocurre algo. Ahora, después del Sol de Austerlitz, ya sólo queda pensar en el futuro. Sí, ya es hora de pensar en el futuro. ¿A vosotros de qué color os gustaría el muro?

16 comentarios:

  1. Que buenos los graficos padre! Nada, como catolico (no tanto que votó por Trump sino contra Ms Sauron) me siento un poco aliviado de haber retardado el avance de la oscuridad (evil) un poco mas- es todo lo que uno puede hacer. Quiero hacer mencion de que le pedi al Venerable Fulton Sheen unos dias antes que intercediera por esta su tierra y mantuviera a HC y a su pseudo-catolico VP lo mas lejos posible- el, como ejemplo de buen catolico y americano seguro que nos ha dado una mano tambien. Salve Regina..

    ResponderEliminar
  2. Jajajaja que divertido post
    A mi me gustaría Rosa Mexicano

    ResponderEliminar
  3. Anónimo8:07 p. m.

    De color rosado barbie y con maripositas de color. ��

    ResponderEliminar
  4. Trump,provida, ckinton proaborto. Trump, cristiano no muy practicante, clinton, anticatólica. Trump, amigo de Putin, clinton, enemiga de su enemigo..estoy contento que ganó trump

    ResponderEliminar
  5. Saludos padre !!! Me agrada mucho su buen sentido del humor y la manera de buscarle el lado positivo a la vida !!! Saludos desde houston Tx.

    ResponderEliminar
  6. Anónimo12:20 a. m.

    Muchos Cátolicos estadounidenses votaron por Trump, al estar Hillary Clinton a favor del aborto, y Planned Parenthood, organización que promueve el aborto, acusada de vender organos de bebés abortados, invirtió 30 millones de dolares en su campaña. Trump inclusive fué entrevistado en la cadena de televisión Cátolica EWTN, y no por ello es buen hombre, pero no se puede ser Cristiano e ir a favor del aborto. Que Dios oiga las oraciones de los millones de Cátolicos que votaron por Trump, para que pueda ser un buen presidente.

    ResponderEliminar
  7. De los dos males, parece que nos toco el mal menor. Trump tiene la oportunidad de hacer bien las cosas que ojala no desperdicie; ya se estan mencionando personas capaces y respetables para su gabinete y el no deberle nada al "establishment" lo hace mas libre. Ser un exitoso developer (perdon por no saber la palabra en castellano) en New York por tantos años quizas sea hasta mas dificil que ser presidente.
    Hillary en cambio, es mas de lo mismo o peor. La percepcion que puede haber en Europa de los Clintons, y tambien de los Obamas, es romantica e idealizada, alimentdada por la desinformacion de los medios de difusion masiva que estan parcializados con ellos. En realidad se les atribuyen muchas cosas turbias, incluyendo muertes "convenientes", abusos, violaciones, mentiras, muchas muchas mentiras. Obama es el presidente que mas inmigrantes ha deportado, el tema racial esta peor que nunca por su culpa, en vez de unir al pais lo ha dividido, millones de niños abortados bajo la careta del feminismo, un uso indiscriminado de los recursos del gobierno para intereses personales o de campaña y una larga lista de ineficiencias y el mundo sigue fascinado con ellos porque asi son las cosas en este mundo. Esperemos que el nuevo presidente no sea peor que el que se va, y ya por ahi saldriamos ganando.

    ResponderEliminar
  8. Anónimo6:37 a. m.

    Por si no lo sabia, la mujer media e instruida americana a inclinado su voto hacia Trump. Saludos

    ResponderEliminar
  9. Querido Padre si no fuera porque le conozco, le diría que tiene un humor negro casi insufrible. La verdad es que nos sentimos terrible, estamos muy preocupados, no sólo por el muro que acabaremos pagando nosotros, sino por la desvandada de compatriotas que regresarán y no solos como se fueron, con la consecuente crisis de empleo, el paso mexicano que cayó estrepitosamente y todo, absolutamente todos los precíos se han disparado, ya no sabemos que hacer con la inseguridad, la delincuencia y los secuestros, que pasará ahora? Nosotros como padres vamos de salida, pero que les espera a nuestros hijos y a nuestros nietos? Al día siguiente los encabezados de todos los periódicos del mundo tampoco daban crédito, el New York Times fue el mas acertado, una foto de la Casa Blanca y con unas letras grandes y en negrillas decia "La Casa del Horror!", a mi me parece que este es otro Hitler, sólo que a éste lo tenemos como vecino, también creo que muchos que ahora lo aclaman, no tardarán en estar llorando cuando les maten a sus hijos que muy pronto les mandará a la guerra contra Isis, no, no nos espera nada bueno con este soberbio, loco y narcisista. Más vale que empecemos a rezar en serio, porque lo único que puede conformarnos es una intervención extraordinaria de lo alto. Que Dios tenga Misericordia de nosotros Padre.

    ResponderEliminar
  10. Hay Padre Fortea,es una verdadera delicia leer su blog, xq todo lo que en el dice es verdad pero la dice de una manera que resulta imposible no ponerse de buen humor,y evocando la película " dos reinos" donde dentro del reclusorio los presos levantaron un muro,y las piedras tenían el nombre de algún recluso,yo sugiero que cada. Bloque del muro Trump lleve el nombre de un migrante-seran millones- y sin color.

    ResponderEliminar
  11. Anónimo1:18 p. m.

    ...rosa quizás ??!

    después de verle ayer la cara de asustado a Trump cuando estaba junto a Obama en casa no le damos más de un año y medio, después se retirará... pero esta vez no pienso apostar con nadie, mis kilos no me lo permiten...



    Azmara

    ResponderEliminar
  12. Muchos de Mis ministros han devastado Mi Viña y Mis ovejas están dispersas. Muchos de ellos han reducido Mi Casa a ruinas, a una desolación, y lo saben. No hay paz entre ellos y lo saben. Estoy desilusionado de ellos y esto es por lo que no quieren oírme. ¿Pueden sus votos librarles de su pecado? Jesucristo en la actualidad+

    ResponderEliminar
  13. Alfonso9:03 a. m.

    El aborto es el Holocausto del siglo XXI. Sólo por eso, IMHO (in my humble opinion) no se podía votar a Clinton, sea Trump bueno, malo, o tibio (cosa que el tiempo dirá).

    ResponderEliminar
  14. Me encanto padre fortea!!!

    ResponderEliminar
  15. El muro, de color blanco y amarillo....Saludos y bendiciones Padre Fortea

    ResponderEliminar