sábado, diciembre 10, 2016

Los dogmas y la Constitución: cuando los jueces se aparten ante el linchamiento



















No era mi intención más que escribir un par de posts sobre el proceso que de escribir una nueva novela; o quizá la misma novela desde hace veinte años: variaciones y variaciones sobre un mismo tema, el tema épico por excelencia.

Pero, sorprendentemente para mí, este asunto ha causado un grandísimo interés entre los lectores del post. Así que abundaré un poco más.

He llegado a la conclusión de que si el Apocalipsis tuviera que ser pronto (ése es el tema de mi libro), no habría una ciudad concreta que fuera la Gran Babilonia. Esta expresión designaría toda una civilización urbanita como la nuestra. Son muchas babilonias, muchas conurbaciones y urbes que forman una sola unidad. Por primera vez en nuestra época, eso es así.

La segunda característica es que la Bestia puede ser el régimen que se va a imponer a nivel mundial. No será un único Estado, sino muchos países bajo una misma dictadura de ideas.

Pero si hay que concretar un Poder que encarne esa capacidad para invadir y poner bajo su yugo a muchos pueblos, el único que, hoy por hoy, mantiene tal posibilidad es Estados Unidos. No puede ser una nación asiática porque está claro que ése es otro poder que al final se enfrenta al “carnero que viene de occidente”, por usar el término usado por el Libro del Apocalipsis.

Una última cosa, ¿cuál fue la gota final que me movió a empezar la escritura de esta novela? Las declaraciones de una diputada transexual española de la Comunidad de Madrid acerca de que ningún dogma puede ir contra la Constitución. Fue el 27 de noviembre. Sus declaraciones me impactaron.

Siempre he defendido que en una sociedad libre cualquier ciudadano tiene todo el derecho a no estar de acuerdo con la Ley, y eso incluye la Constitución de su país. Pero cada vez son más las voces que claman contra los obispos. El clamor inexorablemente se va a convertir en fragor.


Hace dos mil años llegaron los primeros cristianos a España a predicar el Evangelio de Nuestro Señor Jesucristo. No tengo la menor duda de que en esta generación, la sociedad tratará por la fuerza de la Ley y los tribunales de expulsar de su seno la fe ortodoxa de esta tierra. ¿Todavía alguien puede preguntarse por qué tengo urgencia por acabar esta novela?

Esta ideología se va a extender. País tras país la implantará. No hace falta ser profeta para saber hacia donde va la marea. El fragor seguirá creciendo. Pero cuando nosotros ya no podamos hacer nada, entonces, sólo entonces, será cuando intervendrá el Creador.

22 comentarios:

  1. Iria GT1:32 a. m.

    Que realidad más nítida y triste es la q usted afirma padre Fortea. Y además es una verdad tan actual, tan cercana, y q por desgracia vivimos tan de cerca, q a veces algunas lagrimillas se escapan al pensarlo. Yo personalmente lo admito, ver cómo gente del entorno ataca algo q nos es tan preciado me duele de verdad y a veces da que pensar , y acerca la mente de una servidora a la idea de pedirle a Dios q intervenga pronto para dar Luz clara, cálida, y tranquilizadora a muchos q se dejan llevar por corrientes q la sociedad de ahora aplaude tan fuertemente... admito q lo q acaba de publicar usted, que el tema q acaba usted de tratar en este post, me está haciendo emocionarme, porque sinceramente, es un tema q me atormenta muchas noches y me hace llorar... ojalá padre Fortea , estas corrientes q acostumbran a criticar todo aquello q trasciende a lo mundano se apagaran pronto y no fueran a más ....

    ResponderEliminar
  2. Qué es una conurbación???

    Supongo que tiene que ver con un sitio o un conjunto de sitios habitados.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues yo entiendo que una “conurbación” son dos o más ciudades que crecieron tanto que se juntaron y ahora son como un solo área metropolitana enorme.

      Nota (para los que nos gusta explorar la ‘etimología’, el origen de las palabras): Es una palabra que se inventó a principios del s. XX un biólogo escocés llamado Geddes al que le gustaba mucho el tema de la ‘planificación urbanística’: CON (que en latín quiere decir ‘junto’) + URBACIÓN (del latín «urbs» que quiere decir ‘ciudad’) = CONURBACIÓN (‘ciudades juntas’). Geddes escribió un libro en 1915 titulado “Cities in Evolution: An Introduction to […] Town Planning” («Ciudades en evolución: Introducción a la planificación de poblaciones») donde describe (Capítulo II, pág. 25) el enorme “growth-process” («proceso de crecimiento») de las ciudades en esos años y las “industrial towns and cities uniting into vast city-regions, ‘conurbations’” («poblaciones industriales y ciudades que se unen formando ciudades grandes como regiones, ’conurbaciones’»).

      Eliminar
  3. Anónimo4:16 a. m.

    Sí padre, desgraciadamente estamos siendo atacados por todos los flancos, lo que más me entristece es la ideología de género que están instaurando en las escuelas públicas españolas sin el conocimiento de los padres.Mas me ha apenado el leer opiniones de sacerdotes chilenos que escriben que Dios no se equivoca y que ha hecho nacer homosexuales y que estos tienen que ser felices. Nada dicen lo que escribió , al respecto, San Pablo. Es usted muy valiente, continúe pase lo que pase.En oración

    ResponderEliminar
  4. Padre Fortea,

    Le pido a Dios Nuestro Señor que lo proteja a Usted hoy, mañana y siempre.

    Le.pido a la.Señora, la.Santísima Virgen María que lo proteja a Usted hoy, mañana y siempre.

    Le pido al Espíritu Santo que le ilumine a Usted hoy, mañana y siempre.

    Que su trabajo.sea medio.para la salvación de las almas.

    Hay algo que a mi me.parece terrible, y tan.terrible.me.parece que si pudiera yo.escoger, preferiría ante esa realidad, mejor no.haber jamás.haber existido.

    Me refiero ala.hecho.den unon jugar o representar el papel de ser instrumento y catedrático del.diablo.

    Que tan horrible y tan espantoso es uno.ocupar el.papel del .obstinado predicador de la palabra de la cizaña. De los. enemigos declarados de Nuestro Señor Jesucristo. Del mal.

    Señor.mio y Dios mio...« OH Jesús mio, Perdóna nuestros pecados, líbranos del fuego del.infierno, lleva a.todas las almas al.cielo, especialmente a aquellas más necesitadas de tu infinita misericordia,
    Amén.»

    Dadnos la perseverancia final.
    Amén





    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Padre Fortea,
      NO ENCUENTRO EXPLICACION.

      En mi vida no pocas veces he cometido pecados mortales. Pero temo.cometer sólo un.pecado mortal de nuevo,pero tristemente. se que probwblemente lo.cometeré.

      Pero tengo algo claro. No quisiera ni quiero ofender gravemente nunca más.a.nuestro Padre de.los cielos.

      Pero hay algo que no comprendo...hasta que punto la.deliberada obstinación de pecar contra Dios, de perseguir a su Iglesia y a sus mandamientos, de.gritar a todo.pulmón rabiando: No.te.serviré tu no.eres mi Padre.!!!!

      Quisiera mil.y mil.veces morir, antes de dar el.pasó a.través del.cuál mi alma se volviera ciega y dejará de aceptar y reconocer .... Dios mio.y Dios mio, he pecado contra ti, ten.misericordia de mi.!!!

      Sin.importar.que poder ostente la.fuerza del.anticristo, no puedo dejar de tener la.más firme convicción,.de.lo.estúpida y equivocada que es la.opción de.gritar: No serviré a.mi Dios, tu no eres mi.Padre.

      Pues guste o no,Dios seguira siendo el.Rey de Reyes, y habremos.de doblar rodillas bien por.Amor, bien.por temor.

      Eliminar
  5. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  6. El Apocalipsis, posiblemente sea mi libro preferido de la Biblia. Lo he leído en numerosas ocasiones de principio a fin. Es mi preferido porque lo veo como el texto que mejor describe el siempre inevitable triunfo final de Dios. Esa batalla entre el bien y el mal en la que solo el bien puede prevalecer pese a lo que pueda ocurrir entre el principio y el fin.
    Otra de mis "aficiones" es la geopolítica. Eso me ha llevado, no pocas veces, a fantasear, de la forma más realista posible, sobre la misma tarea que ahora ocupa parte de su tiempo: como serían los sucesos del Apocalipsis si ocurriesen en un futuro próximo. Permítame compartir un par de ideas por si le sirven de algo:
    -Cuando trata de buscar una comparativa a quien sería hoy en día una buena ejemplificación de Babilonia, se plantea al único país que dispone de poder suficiente para imponerse en el dominio mundial mediante la fuerza y que encaja con las descripciones de poder, orgullo y fuerza de la Babilonia apocalíptica. Pero, ¿y si Babilonia no fuese un país? ¿Y si fuese una organización supranacional que dispone de poder sobre todos los países? Una organización que obtenga poder sobre todas las naciones e imponga una ideología maliciosa. Y a mi esto siempre me llavaba a pensar en la ONU. Está considerada hoy en día una la principal impulsora del aborto y la ideología de género en los países en vías de desarrollo, y obtiene su fuerza y su financiación de los países occidentales principalmente. De hecho, el propio Vaticano retiró ya hace años su aportación económica simbólica a la ONU por entender que promovía el aborto. Y es que la ONU ya no es el foro de diálogo para la paz que fue en décadas anteriores.
    -Ap 13:16-17 "Y hacía que a todos, pequeños y grandes, ricos y pobres, libres y esclavos, se les pusiese una marca en la mano derecha, o en la frente y que ninguno pudiese comprar ni vender, sino el que tuviese la marca o el nombre de la bestia, o el número de su nombre." A mi eso siempre me ha recordado a la desaparición del dinero físico que proponen muchos gobiernos e instituciones económicas a día de hoy. No se podrá comprar ni vender si no es con el móvil que llevamos en la mano.

    Un saludo padre.

    ResponderEliminar
  7. Anónimo10:50 a. m.

    Excelente reflexión!

    ResponderEliminar
  8. Guau… ¡impactante imagen… post-apocalíptica… del Times Square en Nueva York… con la estatua al fondo del Padre Duffy (el famoso capellán católico de la Primera Guerra Mundial)… y delante de la cruz cristiana, defendiéndola… cruz que permanece erigida, ‘impávida entre las ruinas’… y no cualquier cruz, sino la celta… con el anillo rodeando la intersección de la cruz, para que pase la luz pero se detenga el demonio! Parece que ‘nunca da puntada sin hilo’, Padre Fortea… desde un manuscrito iluminado del s. XIV a una ilustración de videojuego del s. XXI… que por cierto el dibujante, con esos carteles y automóviles parece visionar la misma época actual que su futuro libro. Gracias por compartir. Yo del Apocalipsis no entiendo nada y aprendo leyéndole.

    ResponderEliminar
  9. José Maria Lars12:52 p. m.

    Leo los comentarios de las últimas semanas.
    Gracias. Por fin comentarios con algún sentido, más allá de que uno esté de acuerdo o no con sus argumentos. Y es curioso, los cuatro o cinco comentaristas habituales de antes, inanes, melifluos y asentidores impenitentes de cuanto el buen padre Fortea exponía, han desaparecido.
    Es un placer leer ahora al padre y los comentaristas, de los que cualquiera puede aprender.

    ResponderEliminar
  10. Buenos días, los escritos y conferencias del P. Alfredo Saenz y el P. Castellani, ambos argentinos ,me instruyeron en estos temas.

    ResponderEliminar
  11. Padre, el quinto vídeo de su playlist de youtube de la historia del mundo angélico no reproduce o fue suprimido, así está hace un par de años, el playlist en su canal es este, Historia del Mundo Angélico: http://www.youtube.com/playlist?list=PLejrzvvHy4E5fipm61J-WjCxOzXunYY85




    ResponderEliminar
  12. No soy tan pesimista con respecto a la imposición de una ideología única en todo el mundo. Como mucho se trataría de determinados convencionalismos de carácter universal , pero cualquier otra cosa resulta imposible debido a que la difusión de cualquier nuevo mensaje depende de lo que en teoría de la comunicación tengo entendido que se denomina "marcos conceptuales" , que son ideas y principios y creencias compartidos por una determinada población que será reacia a asimilar cualquier ideario que no concuerde con estos marcos.

    Para implantar una ideología o incluso una religión universal que no sea un simple conglomerado de vaguedades , resulta preceptiva la existencia de unos marcos conceptuales universales con los que encaje.
    Marcos universales que no se dan en el mundo actual.

    Esta idea de una ideologia universal resulta uan necesidad para cohesionar el que para Toynbee constituia el penultimo estadio de la decadencia de una civilización (el Estado Universal) que por ejemplo se dio en el mundo romano (Paz Augusta ). Dicho estado universal no existe en el momento actual y el embrión del mismo formado por el bloque atlantista tiene un futuro, en el mejor de los casos , incierto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Alfonso2:55 a. m.

      Excelente reflexión. Thanks. Y totalmente de acuerdo: los ‘conceptual frameworks’ en la actualidad son como mucho regionales y no parece que tengan tendencia global convergente. Pero esa tesis de la “imposición de una ideología única en todo el mundo” sí que parece ya más plausible que la de la conquista político-militar global, sobre todo ahora que ya hemos entrado en la era histórica de la “Network Society” (M. Castells) que nos permite formar grupos (redes) que transcienden las tradicionales fronteras geopolíticas. Pero sí ciertamente no parece que esté a punto de producirse ahora esa convergencia ideológica mundial imponible más allá de esos “determinados convencionalismos globales”, por graves que sean (e.g., aborto, ideología de género, etc.). La prueba está en lo distintas que son aún la forma de pensar y aspiraciones (disparidades económicas) de las regiones occidental, sínica, índica, musulmana, y africana subsaheliana. Incluso dentro de la occidental tenemos dos bloques político-culturales bien dispares (USA vs. Rusia). E incluso dentro de los que formamos el bloque que orbita alrededor de USA sigue bien vigente la dicotomía filosófica entre países católicos y países protestantes del “Die protestantische Ethik und der Geist des Kapitalismus” (M. Webber) — incluso en esta sociedad occidental que el Padre Fortea acertadamente nos describe como ‘post-cristiana’.

      Pero vamos, luego en realidad estas disquisiciones intelectuales, como ha quedado demostrado una vez más recientemente con las “optimistas predicciones” de los grandes economistas (y sus complejos modelos estodásticos) justo antes de la crisis económica que se desató en 2008, como se decía en mi pueblo, “fallan más que una escopeta de feria”. Y Arnold Toynbee, con todo su conocimiento, no es excepción: por ejemplo, se confundió igual cuando en 1936, tras reunirse con Hitler le escribió secretamente a Baldwin (el primer ministro inglés) “prediciendo” que el Führer no se expandiría más allá de las regiones germanas — ya oímos a un desalentado Chamberlain reconocerlo menos de un lustro después en la impactante grabación que nos compartió el Padre Fortea hace unos días (yo nunca la había oído).

      Y es que nos lo ha dicho ya El Que Sabe pero nos creemos más listos y andamos elucubrando: «no sabéis ni el día ni la hora» (Mateo 25:13), «del día y la hora, nadie sabe, ni siquiera los ángeles del cielo, ni el Hijo [!!!], sino sólo el Padre» (Mateo 24:36/Marcos 13:32), «no os corresponde a vosotros saber los tiempos ni las épocas que el Padre ha fijado» (Hechos 1:7), «no sabéis en qué día vuestro señor viene» (Mateo 24:42), «será un día único, conocido sólo del Señor» (Zacarías 14:7), «el día del Señor vendrá así como un ladrón en la noche» (1 Tesalonicenses 5:2), «el día del el día del Señor vendrá como ladrón, en el cual los cielos pasarán con gran estruendo, y los elementos serán destruidos» (2 Pedro 3:10), «vendré como ladrón, y no sabrás a qué hora vendré sobre ti» (Apocalipsis 3:3), «He aquí, vengo como ladrón. Bienaventurado el que vela y guarda sus ropas, no sea que ande desnudo y vean su vergüenza» (Apocalipsis 16:15).

      Así que todo puede ser, y desde luego que es de agradecer que nos recuerden el Apocalipsis y nos lo expliquen anoveladamente Y EN UN CONTEXTO HISTÓRICO ACTUAL para que lo comprendamos sencillito pero correcto doctrinalmente los que como yo no sabemos teología ni lo comprendemos lo que profetiza este libro sobre el fin del mundo.Y esto es especialmente dentro de países concretos como España, donde se respira ahora un descorazonador ambiente de claras intenciones de acoso y derribo hacia los pastores (obispos) de Nuestra Santa Madre Iglesia porque las verdades les incomodan… y se oyen inquisidoras declaraciones como estas tan viscerales de que “deberían ser perseguidos por la justicia” (Antonelli).

      Eliminar
  13. El P. Sanahuja, tambien argentino, hace un seguimiento de cómo se esta llevando acabo esta nueva colonización ideológica, nuevas leyes....

    ResponderEliminar
  14. Padre, eso que usted dice es precisamente lo que dice este historiador sobre el mundo moderno y la reingenieria social actual: https://www.eukmamie.org/es/las-2-ciudades

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este historiador , el profesor Alberto Bárcena cteo que ademas de instrído y de comunicar , muy bien, tiene amor a la iglesia,

      Eliminar
  15. Anónimo6:27 p. m.

    Ojalá una novela escrita por un sacerdote pueda hacer algo. Quisiera ser optimista pero lo veo medio complicado. Todo el mundo lo vería como un simple libro de ficción.

    ResponderEliminar
  16. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  17. Si cambia a un lector, padre, ya está cambiando al mundo.

    ResponderEliminar
  18. Anónimo12:23 a. m.

    Sugerencias al libro:
    -¿por qué permite Dios el Apocalipis?
    -¿qué bienes traerá a los cristianos de ese tiempo?
    -¿qué bien traerá a la Historia/Plan de Dios?
    -¿es necesario el Apocalipsis?
    -¿no cococe ya la bestia, los bestias y sus bestitas el final de la Historia? ¿para qué jalear entonces...?
    -¿obedecen al Plan de Dios?
    -¿cómo perseverar hasta el final?
    -¿eliminará la bestia su blog, lo hackeará, seguiremos disfrutando sus entradas...?

    ResponderEliminar