martes, diciembre 06, 2016

Proyectos (literarios) de futuro


Hoy, 3 de diciembre de 2016, comienzo a trabajar en una nueva novela, una novela sobre el Apocalipsis. Hace veinte años escribí la primera novela de mi vida, Cyclus Apocalypticus. Publicada primero en México y años después en España, con bastante poco éxito por cierto en ambos países. La verdad es que se nota en sus páginas que yo comenzaba en esto de escribir.

Mi Cyclus colocaba los hechos en un futuro lejano. El siglo XXII me pareció demasiado cercano, pero no quería describir el final del mundo en una época más lejana, porque nadie puede tener ni la más mínima idea de cómo será la Humanidad en épocas más futuras. Así que escribí un fin del mundo en ese siglo (para mi gusto, demasiado cercano), un fin del mundo muy de ciencia-ficción, es decir, en una sociedad totalmente futurista tanto políticos como de “escenarios”.

Mi nueva novela (ya veremos cuando la acabo) será totalmente distinta: una novela cercana, lo más realista posible en cuanto a geopolítica, ambientada en nuestra época, en nuestra sociedad. No ahora mismo, sino de aquí a unos veinte años.

¿Por qué escribo esta novela? Será mi contribución frente a tantos pseudovidentes que están agitando en vano las conciencias de miles de fieles. Si el fin de este mundo viene, seguirá las fases muy concretas y definidas que se describen en el último libro de la Biblia, no las fantasías de cada pseudovidente.

Es decir, yo creo en el fin del mundo, pero cuando este venga, será como lo describe la Biblia. La Biblia ofrece signos, esos signos deben cumplirse. Hoy día no se cumplen; no se cumplen para nada. Por eso pongo el fin del mundo en mi novela de aquí a veinte años. Es difícil que todo ese ciclo de signos se produzcan en un tiempo menor por muy rápidos que se sucedieran, ya que muchos signos son políticos: las dos Bestias con todos los procesos que la Biblia afirma que ellas llevarán a cabo.

La otra razón por la que escribo este libro es porque ciertamente la Iglesia, primero en España y después en toda Europa, va a afrontar una serie de ataques jurídicos progresivos que, en mi opinión, la van a poner contra las cuerdas. En unos países antes, en otros después.

Así que mi novela a unos les dará paz (a los que creen a los falsos profetas) y a otros les consolará al entender que incluso tras las más terribles persecuciones contra la Iglesia, las que serán las últimas, el triunfo de Dios está asegurado.

Todo esto unido a que ahora (ahora sí) pienso que vamos camino de una purificación planetaria que va a ser un verdadero apocalipsis. La Historia seguirá, no es la segunda venida de Jesús. Pero los signos de los tiempos indican que vamos hacia algo muy grande.

Os pido a todos oraciones para hacer bien a las almas con mi novela. Equivocaciones habrá, claro. Para empezar es una ficción. Desde luego, lo mismo que en mi primera novela, no voy a seguir ninguna revelación particular de nadie. Suspendo juicio respecto a unas y otras no las creo. Pero aunque sea una interpretación del Apocalipsis, una más, no deseo con mis errores (nadie es consciente de sus propios errores) desviar a nadie de la verdad. Por eso será una novela muy pegada a los versículos de la Biblia.

Rezad por mí. Inicio un trabajo que me llevará meses. Y sólo serán meses, porque éste es un tema sobre el que llevo leyendo y meditando tantos años. Podéis escribirme y darme sugerencias. Aunque el libro lo tengo pergeñado ya en mi mente. Ya hace años que pensaba que tras escribir un apocalipsis futurista, convendría reescribir la misma historia como un apocalipsis contemporáneo. Entonces, todo está ya bastante meditado.

24 comentarios:

  1. Enhorabuena Padre! Esperaremos ansiosos

    ResponderEliminar
  2. Padre, parece que está usted equivocado pues no diferencia entre fin del mundo y fin de los tiempos!.
    El fin de los tiempos es antes de la Restauración y el fin del mundo es muy posterior a la Restauración. Los videntes o pseudo videntes actuales se refieren al FIN de los TIEMPOS.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El fenómeno del tiempo no depende del Hombre sino que es parte de nuestro Universo. Hay tiempo mucho antes que nuestro mundo y sería lógico pensar que seguirá habiendo Tiempo mucho después que nuestro mundo. Dice el Apocalipsis: "y vi unos Cielos Nuevos y una Tierra Nueva". En esa transformación radical de nuestro universo (y también del Cielo) seguirá sin dudas habiendo Tiempo. No sabemos si un tiempo enteramente material, como el nuestro, o un tiempo espiritual como el de los ángeles. Pero tiempo seguro que habrá! Por lo que no es correcto hablar del fin de LOS tiempos. A lo sumo se podría hablar del fin del tiempo material, si eso llegara a ocurrir, pero como dije eso no es seguro, porque en la Jerusalén Celestial al ser un Cielo Material (para contener a una humanidad resucitada cada cual con su carne) puede seguir existiendo este tiempo material u otro tipo de tiempo que Dios disponga. Saludos

      Eliminar
  3. Just make sure to publish it in English or at least in Ukrainian :) Good Luck

    ResponderEliminar
  4. El fin del mundo sera algo natural. Parte del la obra de Dios. Ya para cuando esta ocurre, si es la Voluntad de Dios, estaremos en su morada como ángeles como dijo nuestro Señor Jesucristo. El fin de los tiempos si es otra cosa, ligada al juicio final de la humanidad.

    ResponderEliminar
  5. Deseando que lo termine para leerlo.
    Por descontado que rezaré por usted.
    Interesante tema el Apocalipsis.

    ResponderEliminar
  6. Oohh Padre debo admitir que desde que vi un vídeo donde habla de tal purificación no creí o que todo el mundo estuviéramos tan mal, pero ahora se que si tal vez suceda porque han pasado muchas cosas así como esta el mundo actualmente. Usted como ya he dicho me ha transmitido nuevos conocimientos me encantaría leer su nuevo libro saludos 6 que Dios lo llene de bendiciones

    ResponderEliminar
  7. Hace tiempo leí su libro con mucho interés. Estaré pendiente de la publicación de esta nueva historia... Cómo dirían en el ambiente cinematográfico "Cyclus Apocaliptycus Reloaded"

    ResponderEliminar
  8. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    2. Anónimo5:30 a. m.

      Una curiosidad, Cosmicon Cosmicon: ¿Quiénes son esos santos tan santos que nos protegen?

      Eliminar
    3. Anónimo12:43 p. m.

      Yo sí sé: Babalu Aye y San Lazaro !

      Jejeje.

      Eliminar
  9. Bueno, como sugerencia, yo en el Cyclus Apocalipticus hubiera añadido otro final para los cristianos que preferimos vender cara nuestra vida. Está bien que los mártires mueran rezando, perdonando, ..., pero no sé, los leones preferimos morir a hierro. Estaba el libro de los templarios, pero me resultó frío, no me llegó al corazón como lo hizo Cyclus Apocalipticus.
    Como dice Chesterton en Ortodoxia:
    "Por supuesto, así pasó también con la contradictoria acusación de los anticristianos, respecto al sometimiento y a la masacre. Es cierto que la Iglesia dijo a algunos hombres que lucharan y a otros que no lucharan; y es cierto que aquellos que lucharon fueron como rayos, y aquellos que no lucharon fueron corno estatuas. Todo esto significa simplemente que la Iglesia determinó emplear sus Superhombres y sus Tolstoys. La vida de batalla debe tener algo bueno, ya que a muchos hombres les gustó ser soldados. Y en la idea de la no resistencia también debe haber algo bueno, ya que a muchos buenos hombres les gustó ser quáqueros. Todo lo que hizo la Iglesia (en cuanto a esto se refiere) fue evitar que alguna de estas cosas buenas suprimiera a la otra. Existieron lado a lado. Los tolstoyanos, teniendo todos los escrúpulos monjiles, simplemente se hicieron monjes. Los quáqueros formaron un club, en vez de formar una secta. Los monjes dijeron todo lo que dicen los tolstoyanos; volcaron lúcidas lamentaciones sobre la crueldad da las batallas y la inutilidad de la venganza. Pero los tolstoyanos no son tan acertados como para gobernar el mundo; y en las épocas creyentes no se les permitió gobernarlo. El mundo no dejó pasar desapercibida la última carga de Sir James Douglas, o la bandera de la doncella Juana. Y algunas veces, esta suavidad y aquella fiereza se encontraron y justificaron su alianza; se cumplía la paradoja de todos los profetas, y en el alma de San Luis, el león yacía junto al cordero. Pero hay que recordar que este texto se interpretó con demasiada ligereza. Constantemente aseguran, especialmente las tendencias tolstoyanas, que cuando el león reposa junto al cordero, se vuelve medio cordero. Pero tal cosa seria brutal anexión e imperialismo de parte del cordero. Es el cordero absorbiendo al león en vez de ser el león comiéndose al cordero. El verdadero problema es: ¿puede el león descansar junto al cordero y conservar no obstante su real ferocidad? Éste es el problema que afrontó el Cristianismo; éste es el milagro que realizó la Iglesia."

    ResponderEliminar
  10. Anónimo1:29 p. m.

    https://youtu.be/SGT5qBcHh-k

    Ojo!

    ResponderEliminar
  11. Estimado Padre Fortea,esperamos su nuevo libro,a propósito alguna vez a pensando cuál libro en particular sería su testamento literario para sus lectores.

    ResponderEliminar
  12. Dios le iluminarà a usted Padre Fortea para entender que el alejamiento de la humanidad de Dios nos llevarà tarde o temprano a una transformación.Le deseo que su libro sea un reflejo de lo que
    la Biblia nos dice del devenir de la humanidad si la humanidad no cambia a mejor.Dar la espalda a Dios conlleva un castigo.No durarà mucho este cambio pues las cosas van cada vez a peor.Que Dios le bendiga en su Libro Apocaliptico para la Purificación.

    ResponderEliminar
  13. Yo tengo claro que Satanás como buen estratega está moviendo todos sus peones no sólo en España sino a nivel mundial con un solo objetivo, descristianizar España y el mundo, una vez conseguido esto será más fácil la persecución abierta de la Iglesia, y conseguida esta estaremos más cerca de la pista de aterrizaje del Apocalipsis. Apocalipsis, por otro lado donde los astrofísicos han apuntado que el fin del planeta tendrá lugar por una colisión frontal de la estrella enana blanca son el sol, pero para esto todavía hay que esperar un poco de tiempo.
    Por otro lado, la apostasía en el mundo crece de forma exponencial a la descristianización como es obvio, y dentro de no muchos años será prácticamente imposible vencerle la batalla a Satanás en este punto, o recristianizamos en el poco tiempo que tenemos o después será imposible vencer una apostasía cuasi generalizada.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Para nosotros los hombres ya es imposible vencer el Mal, pero para Dios no. Si un debilucho Gedeón con 300 hombres dirigido por Dios aplastó sin despeinarse un Mal Invencible, qué no hará la Iglesia que es la Esposa de Cristo. Eso sí, hay mucha sal que se ha vuelto sosa en la Iglesia y que conviene tirar al suelo para que la pise la gente. Sin penitencia y purificación no tenemos nada que hacer en esta batalla, es perder el tiempo.

      Eliminar
  14. Anónimo2:50 a. m.

    hace tres semanas escuché ese comentario, "de los profetas dentro y fuera de la Iglesia" Se está insistiendo en "ello". Estaría bueno visibilizar a ellos y a lo que dicen, yo no escuché a ninguno.

    ResponderEliminar
  15. Anónimo8:48 a. m.

    Hola Padre, no espere por lo que ya ha sucedido. Le invito a que lea en el libro "A los sacerdotes hijos predilectos de la Santísima Virgen" las locuciones al Padre Gobbi de los días 14 de mayo, y 3,13 y 17 de junio de 1989.

    -El enorme Dragón rojo es: el comunismo ateo.

    -La bestia semejante a una pantera es: la masonería.

    -La bestia semejante a un cordero es: la masonería eclesiástica.

    ResponderEliminar
  16. Hola Padre, he visto su video recientemente acerca de la purificación que usted esta previendo que ocurrirá en el mundo. Me entristece pensar que realmente después de tantas guerras en el mundo tengan que venir otras peores. Me da mucho pesar pensar que nos dirigimos en esa dirección. Como usted dice también hay muchos enemigos de la Iglesia y sus ataques son siempre constantes. Tienen mucha habilidad para engañar en especial desprestigiando al Santo Padre Francisco. En estos días también vi un video del Papa Francisco donde explicaba la manera de pedir perdón a Dios de nuestros pecados. De verdad que me conmovió su franqueza, su simpleza y su mensaje amor. Ojala todo el mundo pudiera ver ese mensaje y puedan arrepentirse con el corazón abierto hacia la Santísima Trinidad. Que Dios nos ilumine.

    ResponderEliminar
  17. me gusto mucho su manera de escribir,voy a leer todos sus libros, me parece muy importante que escriba esta nueva obra, desde luego la sabiduria de Dios le acompañe en este nueva encomienda y desarrollo de una obra tan importante.

    ResponderEliminar
  18. Anónimo9:40 p. m.

    Yo entiendo que lo que va a pasar en el futuro (y cuándo) sólo lo sabe Dios y entonces, ¿por qué seguimos empeñados en adivinarlo nosotros? Pasará sólo lo que Dios permita, que además será siempre -ara bien de lo que Le aman. ¿Qué preocupación (otra que preparar su alma) puede un creyente tener? No entiendo el afán de ser adivinos, ¿alguien me lo puede explicar?

    ResponderEliminar
  19. CRONOGRAMA EVENTOS FINALES
    https://www.facebook.com/notes/los-%C3%BAltimos-tiempos/cronograma-eventos-finales/551641015041864

    ResponderEliminar