lunes, octubre 08, 2018

Grandes hombres y otros no tan grandes



Estoy acabando las 976 páginas del libro Franco y la Iglesia. Los hechos los conocía a grandes rasgos. Este mismo libro ya lo había leído aquí y allí en muchos pasajes hace años, cuando escribí La tempestad de Dios. Pero esta vez me está resultando apasionante conocer el pequeño detalle; recorrer, mes a mes, la crónica del hundimiento de un estado plenamente católico.

Todo lo que sucedió en los decenios siguientes era ya previsible y hubo mentes preclaras que lo percibieron. La sucesión de cartas, de confidencias presentes en esas cartas, de conversaciones entre ministros y obispos (tantas quedaron consignadas) son el testimonio de que, en medio del desbarajuste más general, hubo personas que sabían que aquello era el fin del reino cristiano en el que habían vivido.

¿Pero qué se podía hacer para evitar un tsunami continental como el que se estaba viviendo antes y después de 1970? La descristianización, el avance de las ideas marxistas, la total desorientación de muchísimos sacerdotes jóvenes era inevitable, aun para alguien dotado con un poder civil inmenso.

Sí, este libro es la crónica de ese derrumbamiento moral. Las estructuras del Estado permanecían, pero los pilares morales se estaban socavando a un ritmo tal que la caída futura de ese reino cristiano resultaba inevitable.

Y cuando uno conoce los detalles menudos hay personajes que quedan como unos señores. La nobleza de ánimo con la que algunos afrontaron esa ola de proporciones continentales les deja para la historia del catolicismo en un lugar de verdadero honor. Y, sobre todo, hay que agradecer a muchísimas personas del Opus Dei que ocuparon grandes puestos el haber diseñado el camino hacia la democracia. Con su buen hacer, se cerró el paso hacia una penetración todavía mayor del marxismo entre la población joven. Ellos también evitaron que el final del régimen se hubiera transformado en algo parecido a la dictadura argentina.

La gente no lo sabe, pero unos pocos hombres evitaron grandes males para España, en lo material y en lo espiritual. Unos pocos hombres que trabajaron y oraron. Hombres que no se fijaron tanto en sus futuras carreras políticas, sino en el bien común. La talla moral de algunos de ellos fue impresionante. El que hayan quedado en la oscuridad no les resta nada de su valía.

33 comentarios:

  1. "El que hayan quedado en la oscuridad no les resta nada de su valía"
    Es más, les hace más grandes...

    ResponderEliminar
  2. Hoy leo por internet que tanto el PP como CIUDADANOS, ya lo sabíamos de los partidos de izquierda, destacan la "honorabilidad" de la masonería y de sus ideales "profundamente democráticos".

    También he leído que ningún partido político quiere que Franco sea enterrado en La Almudena y que han escrito al Papa para impedir que sea enterrado allí.

    También por la TV me estoy dando cuenta la "preparación" que está efectuando el gobierno y la izquierda para hacer desaparecer cualquier vestigio actual que tenga el Valle de los Caídos.

    ResponderEliminar
  3. "...pero los pilares morales se estaban socavando a un ritmo tal que la caída futura de ese reino cristiano resultaba inevitable.

    Me gustaría saber q corriente empezó abrir la brecha para la caída del cristianismo. La libertad de prensa con la excusa del engaño de la apertura sexual y el feminismo?.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bueno, me respondo y pienso q fueron contra la familia y la educación cristiana de la mujer.

      La mujer q es el principio de la familia con la concepción de hijos para Dios.

      La mujer de nuevo ha sido engañada por la serpiente menos mal q tenemos a María q le pisó la cabeza y ha dejado el camino libre en la IGLESIA.

      Cristo y María origen de la nueva humanidad.
      Gloria a Dios.

      Eliminar
    2. El liberalismo, sin duda y el pésimo gobierno de los borbones, aparentemente con la excepción de Carlos III.

      Eliminar
  4. En el proceso de descristianización de Europa y del mundo indudablemente se encuentran operando las cúpulas de los... Olvídenlo, no hay ningúna "conspiración mundial", más bien todo lo que ocurre es por pura casualidad.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, no sucede nada por casualidad Fabián. Para todo se necesita una razón necesaria, aunque la desconozcamos. Uno no se encuentra un reloj en la cima del Everest por casualidad.

      Por ejemplo Europa hace tiempo, que renunció "explícitamente" a sus raíces cristianas, y el sitio dejado ha sido ocupado por la ideología de la nueva izquierda. Y el "aggiornamento" de la Iglesia católica hace posible ese desmembramiento que está padeciendo la Iglesia. La Iglesia debe adaptarse al mundo; y se olvida que la Iglesia no es de este mundo.

      Hace escasamente unos días la Iglesia levantó la voz en la ONU contra el pro-aborto que nos quieren imponer.

      Eliminar
    2. ¿Prefieres entonces el ressourcement al aggiornamento? ¿No te gusta Gaudium et spes? (Lo pregunto con ánimo constructivo, de diálogo y aprendizaje mutuo).

      Eliminar
    3. Pues yo creo que progresista es a progreso lo que carterista es a cartera.

      Desde que asesinar en el vientre materno se volvió un derecho humano mostrarse en desacuerdo lo vuelve a uno autoritario.

      Y no me gustó La monja. Tuvo partes bonitas. Pero la mayoría no: demasiado satánica y fantasiosa. Perdió la esencia de las otras películas que sí estaban más o menos basadas en los casos de los Warren.

      https://www.warrens.net/

      📿📿📿

      Eliminar
  5. Veo con gran ánimo que una vez más se comprueba que lo local siempre impera sobre las grandes decisiones, grandes guerras fueron llevadas a cabo por alguien clave que no pudo desaparecer su orgullo y vanidad.
    Así también los silenciosos aquellos que hacen el bien con sus decisiones, con su actuar, con su integridad.

    Siempre creo posible el bien y que atiné at bien hacer el sobre peso para que siempre nos pase lo mejor a los hombres.

    Cada acción cuenta, hasta el estar fantaseando, porque esto que pensamos se transforma en acción, a veces salta hasta inconcientemente lo que pensamos de una persona,qué es esa persona para nosotros, se transmite hasta en la forma de expresarnos.

    Creo que hace falta mucho autocontrol para no demostrarle a los demás lo que creemos de algo o de alguien.

    En suma, Padre Fortea, veo con gran gusto su post, me confirma lo que siempre he creído. Sobre pensar siempre bien de los otros.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En esta semana el día doce de octubre se celebra, creo, también en el santoral a San Serafín de Montegranario.

      Es impresionante su vida. Esto lo digo al hilo que expones Anxelina de: "Pensar bien de una persona" y el sufrimiento que puede llegar a ser; qué paciencia.

      Eliminar
    2. “Cada acción cuenta, … , porque esto que pensamos se transforma en acción”. (Anxe)

      Perfecto Anxe, totalmente de acuerdo. Tomo nota, es una reflexión muy buena. Gracias.

      "Creo que hace falta mucho autocontrol para no demostrarle a los demás lo que creemos de algo o de alguien".(Anxe)

      En esto otro ya no estoy tan de acuerdo. El autocontrol para no demostrar a los demás lo que pensamos de algo o de alguien me parece una técnica demasiado mundana. Si pensamos mal y nos equivocamos, o si pensamos la verdad y la decimos, entonces lo que estamos haciendo es acusar a nuestro prójimo. Si además, después de descubierto nuestro pecado oral o de pensamiento, lo ocultamos, entonces Satanás nos acusará a nosotros, mientras que si nos acusamos a nosotros mismos públicamente, le dejamos a Satanás con las ganas de acusarnos él. Lo peor, desde mi punto de vista, no es que la acusación oral o con el pensamiento sea una falta de caridad, sino que es un pecado que proviene directamente del Demonio, porque como dice el Salmo refiriéndose a él: “les acusaba ante nuestro Dios día y noche”. Es decir, el acusador por antonomasia es el Demonio. Por eso, olvidémonos del autocontrol que esto nos puede importar más o menos, y pensemos siempre en no identificarnos con el Gran Acusador, el que los acusaba ante nuestro Dios día y noche. Y como no somos inmaculados y esto nos va a pasar más de una vez, tengamos al menos la valentía de excusarnos públicamente sin importarnos el que dirán.

      Eliminar
    3. Nada con la rapidez de Internet:

      Cántico del Apocalipsis: el Juicio de Dios

      12,10Ahora se estableció la salud y el poderío,
      y el reinado de nuestro Dios,
      y la potestad de su Cristo;
      porque fue precipitado
      el acusador de nuestros hermanos,
      el que los acusaba ante nuestro Dios día y noche.

      http://www.franciscanos.org/oracion/canticoap11.htm

      Eliminar
    4. "Sobre pensar siempre bien de los otros".

      Anxe, ¿esto que dices está en la Escritura? Es mejor asegurarnos que lo que decimos y escribimos está siempre avalado por la Palabra de Dios, así lo que escribimos hará bien a quien nos lee.

      "No salga de vuestras bocas ni una palabra mala, sino la palabra justa y oportuna que hace bien a quien la escucha" (Efesios 4, 29).

      Eliminar
  6. Que curioso saber que existieron unos pocos, que salvaron a España de nuevo, del abismo rogelio.

    Increíble es, que en España, después de todo lo sucedido en la Guerra Civil, quedase ese poso de mentalidad comunista-marxista, tan enormemente arraigado, y que ha perdurado hasta nuestros días.

    Es como si en Alemania, quedase un poso de Nazismo, en la sociedad y hubiese varios partidos pronazis ahora mismo en el parlamento.

    Quizás sea porque el bien es débil, no se impone por la fuerza, y le van comiendo el terreno con astucia.

    Se perdonaron las atrocidades hechas contra los curas y la gente de derechas, con demasiada facilidad. Hay que perdonar, pero cuando es tan grave, creo que se debe dejar claro que lo que se perdona es inmenso.

    También la burguesía española se convirtió en acomdaticia, alacanzamos un buen nivel de vida y lo único que queríamos era disfrutarlo y se pasó olímpicamente de los malos rollos de los comunistas, se les dejó entrar, se les dejó decir todas las mentiras que quisiesen, y no se defendió a los que habían derramado su sangre por Cristo y por la libertad del país.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estuvieron en el poder (Felipe González y Zapatero)) muchos años y alguna vez por mayoría absoluta.

      E hicieron lo que tenían que hacer.

      Eliminar
    2. Lo que pienso es que si, Franco fue un gran hombre, pero las consecuencias de la dictadura es que bajo su amparo algunos cometen abusos. Esos si son los fascistas.

      Y se cometieron abusos, como los del crimen de Cuenca y otros muchos.


      Si ha habido gente fascista durante la dictadura, al amparo de esta, que hicieron cosas que el mismo Franco no hubiera consentido, ni Carrero Blanco.

      Eliminar
    3. Pienso más en la situación actual. Por hablar católicamente ya te llaman fascista. A la Iglesia le están poniendo el "san benito" de estar unida al pensamiento frankista y al tiempo de Franco; actualmente es como si no hubiera pasado el tiempo. Y la Iglesia es mucho más, estuvo con los pobres cuando mandaba Franco y estuvo con los pobres cuando mandaba Zapatero. Está con la gente humilde y con los ricos; está con el inmigrante y con la persona que tiene problemas. Actualmente el querer unir la Iglesia con Franco, como si no hubiera pasado el tiempo, es una manera de hacer creer a la gente que actualmente "pensar correctamente" es pensar lo que ideológicamente es el pensamiento solo de la Izquierda.

      Eliminar
    4. Pongo un ejemplo, un pensamiento franquista fue la unidad de España, pues bien hace unos años el líder podemos ya Echenique ya hablaba en Aragón de que éramos un reino y abogaba para ser independientes.

      La destrucción de la unidad nacional es un intento de que pensar correctamente hoy en día es conseguirla.

      Eliminar
  7. Aawww me acabo de acordar de usted Padre Fortea, pedí en la papelería una pluma punto fino y me la dieron de unicornio. 🦄

    No tenían plumas punto fino convencionales.

    Jejeje

    ResponderEliminar
  8. Un bello contrapunto. Feliz noche.

    https://youtu.be/SUNM_klwVmc

    ResponderEliminar
  9. Me apunto ese libro de Luis Suárez, FRANCO Y LA IGLESIA, para leerlo cuanto tenga ocasión. Ya se ve que debe de ser interesantísimo.

    ResponderEliminar
  10. Salmo 139(138),1-3.13-14ab.14c-15.

    Señor, tú me sondeas y me conoces,
    tú sabes si me siento o me levanto;
    de lejos percibes lo que pienso,
    te das cuenta si camino o si descanso,

    y todos mis pasos te son familiares.
    Tú creaste mis entrañas,
    me plasmaste en el seno de mi madre:
    te doy gracias porque fui formado

    de manera tan admirable.
    ¡Qué maravillosas son tus obras!
    y nada de mi ser se te ocultaba,
    cuando yo era formado en lo secreto,

    cuando era tejido en lo profundo de la tierra.

    ResponderEliminar
  11. Martes, XXVII semana del Tiempo Ordinario, feria
    Ga 1,13-24: Reveló a su Hijo en mí, para que yo lo anunciara a los gentiles.

    Hermanos:

    Habéis oído hablar de mi conducta pasada en el judaísmo: con qué saña perseguía a la Iglesia de Dios y la asolaba, y me señalaba en el judaísmo más que muchos de mi edad y de mi raza, como partidario fanático de las tradiciones de mis antepasados.

    Pero, cuando Aquel que me escogió desde el seno de mi madre

    y me llamó a su gracia,

    se dignó revelar a su Hijo en mí,

    para que yo lo anunciara a los gentiles,

    en seguida, sin consultar con hombres,

    sin subir a Jerusalén a ver a los Apóstoles anteriores a mí,

    me fui a Arabia, y después volví a Damasco.

    Más tarde, pasados tres años,

    subí a Jerusalén para conocer a Pedro,

    y me quedé quince días con él.

    Pero no vi a ningún otro Apóstol

    vi solamente a Santiago, el pariente del Señor.

    Dios es testigo de que no miento en lo que os escribo.

    Fui después a Siria y a Cilicia.

    Las iglesias cristianas de Judea no me conocían personalmente;

    sólo habían oído decir que el antiguo perseguidor

    predicaba ahora la fe que antes intentaba destruir,

    y alababan a Dios por causa mía.


    Sal 138,1-3.13-14ab.14c-15: Guíame, Señor, por el camino eterno.

    Señor, tú me sondeas y me conoces:
    me conoces cuando me siento o me levanto,
    de lejos penetras mis pensamientos;
    distingues mi camino y mi descanso,
    todas mis sendas te son familiares.

    Tú has creado mis entrañas, me has tejido en el seno materno,
    porque son admirables tus obras.
    Te doy gracias porque me has escogido portentosamente.

    Conocías hasta el fondo de mi alma, no
    desconocías mis huesos.
    Cuando, en lo oculto, me iba formando
    y entretejiendo en lo profundo de la tierra.

    Lc 10,38-42: Marta lo recibió en su casa. María ha escogido la parte mejor.

    En aquel tiempo, entró Jesús en una aldea, y una mujer llamada Marta lo recibió en su casa. Ésta tenía una hermana llamada María, que, sentada a los pies del Señor, escuchaba su palabra. Y Marta se multiplicaba para dar abasto con el servicio; hasta que se paró y dijo:

    -«Señor, ¿no te importa que mi hermana me haya dejado sola con el servicio? Dile que me eche una mano.»

    Pero el Señor le contestó:

    -«Marta, Marta, andas inquieta y nerviosa con tantas cosas; sólo una es necesaria. María ha escogido la parte mejor, y no se la quitarán.»

    ResponderEliminar
  12. Padre Fortea necesitamos de su ayuda. como podemos localizarlo?

    ResponderEliminar
  13. Es un hecho que la calidad de la clase dirigente ha disminuido muchísimo en cuestión de décadas.

    Esto no sólo ha pasado en España, sino en todo Occidente. Resultando llamativo, por ejemplo, el que el Gobierno de los EE. UU tenga que recurrir al ya nonagenario Kissinger, para la realización de gestiones internacionales especialmente delicadas y que, en Francia, líderes como De Gaulle o Giscard de Estaign hayan sido sucedidos por personajes como Macron.

    De todos modos, el Opus, a pesar de sus innegables méritos, ha constituido a la creación de una economía poco inclusiva, o elitista, que a la postre ha contribuido a condenar el futuro económico del país.

    La crisis espiritual de los 70, anticipada por el movimiento Hippie y el Mayo del 68, no fue de raíz religiosa sino, en mi humilde opinión, motivada por la pérdida de fe en los valores que habían guiado a la gente durante la Segunda Guerra Mundial y la Post guerra. Posiblemente se trató del rechazo de los ideales imperialistas y colonialistas, que tienen no poca conexión con la religión cristiana.

    Vaticano II fue una respuesta desafortunada a esta crisis, porque despojo al catolicismo de su componente de rituales sociales, haciéndole perder una de sus características distintivas; la de ser un vínculo entre hombres.

    ResponderEliminar
  14. El Opus Dei ha sido parte del problema.

    ResponderEliminar