sábado, junio 30, 2018

El cine que pronto será políticamente incorrecto



Ahora mismo, durante la comida, acabo de ver las escenas en que aparece Jesús en la película Ben Hur. Qué tiempos en los que, como la cosa más normal del mundo, las más grandes productoras aprobaban ingentes presupuestos para hacer películas (esta no fue la única) en las que se exaltaba la fe en Cristo.

Y allí estaban, sentados en la primera fila de butacas del cine, los miembros del partido comunista, los ateos, los freudianos, todos, sin faltar ni uno. Podían renegar del cristianismo, pero por supuesto que no se iban a perder la película. Ni se les pasaba por la cabeza.

Y allí estaban: callados, conmovidos, viendo el nacimiento del Salvador, su predicación en un monte, su crucifixión. Pagaban por ver aquello. ¡Qué tiempos!

Ahora también se hace alguna que otra película religiosa del tipo Resucitado y tal. Eso sí, con menos presupuesto que un capítulo de Big Bang Theory. El resultado es que la escena de un centurión mirando a Jesús que da de beber a Ben Hur, esa simple escena, vale más que toda la película Resucitado. Ya no digamos nada de la escena del final de Ben Hur en que la lluvia arrastra la sangre del Calvario. Esa escena con la madre de Ben Hur y su hermana abrazándose tras haberse curado de la lepra, con los aleluyas que suenan de fondo, los toques de campana y trompetas, no dejó a nadie indiferente en las salas de cine (yo la vi en el cine): lloraban hasta los acomodadores.
Os dejo con la música que acompaña el nacimiento de Cristo en la película:

A esta música sigue el track de la adoración de los Magos. Es una música sencilla, cándida. Justo todo lo contrario de los juegos pseudointelectuales de los que después han querido “mejorar” este tipo de versiones a partir de los años 90, con resultados que todos hemos ya piadosamente olvidado. ¿Quién se acuerda de la versión moderna de Marcelino, pan y vino? Sí, mejor olvidar aquel desastre en color.

Post Data:
Para los más interesados, he visto que, en el pasado, escribí otros dos post sobre esta película:

La belleza de la caligrafía





















El dibujo que he colocado arriba el primero es de un artista llamado Jake Weidmann, calígrafo. Las siguientes obras me parecen fascinantes. La caligrafía artística es todo un mundo de detalles, de matices, de creatividad conceptual en la que no se trata de plasmar el mundo, por lo menos no el mundo visible.












El segundo dibujo, también arriba, es una fascinante selva de caracteres: cuando la letra se convierte en jungla. No sé de quién es esta obra. Pero el tercero (abajo) sé que es de un ruso, Pokras Lampas.
















Y por último los graffitis, me gustan tanto. Son el complemento ideal de una ciudad. Arte fresco. Creatividad incontenible, creatividad que surge en las paredes con la misma vitalidad que el musgo. De este, solo sé que está en Beirut.






jueves, junio 28, 2018

La serie "El cuento de la criada" o cómo la democracia está dispuesta a perseguir la Spanish Inquisition



Hoy he acabado la décima plaga. Un par de páginas más y habré acabado la primera redacción del libro sobre Moisés. Queda una detenida revisión. Eso pueden ser tres semanas más.

Ayer puse una imagen que pertenecía a los adventistas. No fue por error. Había dos opciones: O no hacer mención de sus autores y quedaros esa forma tan bella de plasmar un versículo; o hacer mención de ellos y beneficiarnos todos del trabajo que han hecho. Opté por la segunda opción.

Valga esto para futuros versículos que pueda colocar en el blog. Los beneficios superan al inconveniente de que algún lector del post se haga presbiluterano o anabaptista del séptimo día. De hecho, ya me gustaría que algún comentarista pasara a darle la vara a algún pastor de Minesota o de Kansas.

Otra cosa, durante la comida, acabo de mirar por encima un capítulo de El cuento de la criada. Una total pérdida de tiempo. Pero compruebo que el mensaje de esa serie es claro: Los cristianos son muy malos; si les dejamos obtener algún poder en nuestra democracia, acabarán esclavizándonos.

Sí, es una ficción; pero ese y no otro es el mensaje. Solo falta que los carceleros vistieran con clergyman. A las mujeres sometidas, les imponen algo que prácticamente es un hábito religioso. Los mensajes contra los movimientos provida son constantes.

Si en televisión viera yo series a favor de los valores cristianos y series en contra, me sentiría más tranquilo. Pero, cuando estamos a punto de iniciar el prólogo de una “dictadura de los valores de género” que no admite disensión, cuando en la televisión ya se ha impuesto el pensamiento único, esta serie que promueve el odio a los valores cristianos es un paso adelante, otro más, en la misma dirección.

Yo que siempre he defendido, siempre, la total igualdad de la mujer, había subestimado la capacidad de mutación de los lobbies feministas en instrumentos de opresión, en instrumentos de persecución de la Iglesia Católica y de los pastores de las denominaciones cristianas. Pero ahora, ahora sí, veo que la ola sigue creciendo, extendiendo algo parecido al odio.

Pero perdonadme si en el futuro no hablo demasiado de esto. Vale más la pena centrarse en lo positivo, en explicar textos de la Biblia, o en detenerse en cuestiones teológicas, que no tratar de hacer que la gente abra los ojos. La ola sigue creciendo y la masa no va a abrir los ojos. Esta sociedad ya ha tomado decisiones fatídicas y en lo que estamos es un mero proceso de decantación. La dictadura anticristiana es inevitable. Cuánto durará su proceso de maduración es el único punto que admite cierta discusión.

miércoles, junio 27, 2018

Sermones, del 1551 al 1558






















Sermón 1551
No le quebrarán un hueso

Sermón 1552
La viña de Nabot, I parte

Sermón 1553
La viña de Nabot, II parte

Sermón 1554
Elogio del profeta Elías, I parte

Sermón 1555
Elogío del profeta Elías, II parte

Sermón 1556
El nacimiento de Juan el Bautista, I parte

Sermón 1557
El nacimiento de Juan el Bautista, II parte

Sermón 1558
Los silencios sacros en medio de la misa

Falsos obispos que pululan por el mundo, sobre todo por Latinoamérica



Hay que distinguir entre grupos que no están en comunión con la Iglesia, pero que son serios, que están formados por individuos que sinceramente quieren seguir a Jesús; y grupúsculos casi sin fieles, a veces formados por tres o cuatro miembros, en los que el fundador es un ambicioso de los títulos y vestiduras episcopales católicas y con los que ama revestirse.

Hay buenas comunidades evangélicas, luteranas, anglicanas, presbiterianas, etc. Pero también pululan individuos itinerantes que lo único que tienen de obispos son las vestiduras, el escudo y el sello, y nada más.

Afortunadamente resulta rarísimo que este tipo de sujetos autoinvestidos sean seguidos por un número suficiente de individuos como para llenar ni dos bancos del pequeño garaje de su casa.

Como resulta evidente, con estos jerarcas no se puede hacer ningún ecumenismo, porque no hay nada detrás de ellos, salvo el amor a los honores episcopales. Sería como hacer ecumenismo con un baúl y un ropero. Hay falsos obispos de la iglesia ortodoxa, falsos obispos de la iglesia católica y, aunque menos, falsos obispos anglicanos.

Soy comprensivo con los obispos católicos verdaderos que aparecen fotografiados con los falsos, porque siempre hay alguien que pide hacerse una foto con un verdadero obispo. Y el obispo no puede comprobar en ese momento quién es la persona que pide hacerse una foto.

Si viene un sacerdote a concelebrar a mi parroquia, le permito concelebrar sin ningún problema. La misa será válida (con él o sin él) y, además, viene por un solo día. Si viene para más días, sí que me pediré más referencias.

Pero si a mi iglesia viniera un obispo católico (incluso acompañado por otros supuestos sacerdotes) y yo no lo conozco de nada, le pediría con respeto que me diera un momento para comprobarlo en Internet. ¿Cómo presentar a la comunidad que presido en la fe a alguien como obispo si no lo conozco de nada?

Afortunadamente, los obispos no se presentan sin avisar. Los lugares donde celebran misa ya están avisados con mucha antelación y referencias seguras. Pero si alguno apareciera de improviso, la respuesta sería la de no dar por supuesto nada, absolutamente nada.

No valoramos suficientemente, porque lo damos por supuesto, el saber con total y plena seguridad quienes son los pastores: los párrocos, el obispo de la diócesis, el papa.

Creo en la Iglesia Católica, la que tiene por papa a Francisco



El mismo día que recibí el email de uno de los jerarcas de esa “iglesia”, recibí otro email que, supuestamente, era de un periodista que daba la noticia de que la iglesia católica reformada bolivariana de Venezuela me demandaba ante un tribunal por mis posts sobre esa denominación religiosa. El email no tiene desperdicio por su surrealismo, por su alejamiento de la realidad.

Hay un momento en el que el lector puede perderse y es que el periodista (tengo sospechas de que era el mismo “obispo bolivariano”) me llama “monstruo de opereta” y uno no sabe a quién se está refiriendo. Leyéndolo varias veces, me di cuenta que se refería a mí. Trascribo aquí ese email entero con sus faltas de ortografía. También he dejado la división original de los párrafos.

“Los Ángeles, California, EE.UU. Junio 5, 2010. Después de 5 días de investigación, cuestionamiento y debate, los abogados contratados por el grupo religioso estadounidense y canadiense, ha decidido demandar ante la justicia internacional, al ciudadano que se ha denominado, como: "El monstruo de Opereta", por dedicarse desde su escasa materia gris y poca cabellera, a difamar y calumniar, con el uso de burlas y pamplinadas, en contra de los grupos religiosos que no están afiliados a la organización religiosa terrenal a quien el y su grupo de lectores pertenece. El monto de la cuantía aumentó, porque las leyes internacionales le cobrarán daños y perjuicios, daño en cosa ajena, persecución al libre pensamiento, defensa de libre conciencia, trabajo y lesión contra la preservación del buen nombre del ciudadano sin importar muros, barreras y fronteras, que los mismos han construido para separar cada forma de pensamiento y vida. El sindicado ha usado la red virtual del Internet, para burlarse del pensamiento y trabajo pastoral, de otros grupos distintos y personas diferntes, que no comulgan con la red religiosa mundial que aterroriza y terririza los "Derechos Humanos" y el libre pensamiento de los humanos del planeta.

De igual manera se demandará a otro igual o parecido, que usa las fotografías de religiosos, pastores y creyentes independientes, para desacreditar y humillar la labor evangélica a través de la red virtual, que según los estudiosos del tema: "Nadie esta obligado a creer en una verdad mientras la misma no sea aceptada con hechos de veracidad, respetando fe y creencia de cada ciudadano. "Si en el pasado los rufianes usaron la 'Inquisición' para llevar a la hoguera de muerte a los inocentes, esta vez los seguidores hitleranos, romanistas, franquistas, nazistas y sanedrines dementes, deben ser llevados a la hoguera de la justicia en donde nunca deben morir, hasta que paguen sus crímenes incluyendo esos que heredaron de sus madres y descendencia inquisidora dmuerte. La justicia debe defender la vida aun de quienes han infrijido la ley y sanas costumbres. La pena de muerte debe desaparecer al lado de fianzas de robos. Los hombres malvados como Pinochet y otros desviados, no deben volar al mas allá en forma natural, hasta tanto no paguen sus penas y delitos. Por eso nadie debe matar no tanto por la creencia sino que nadie se debe alejar de la tierra, hasta tanto no cancele la deuda contraída con la humanidad." Dijo el Jurisconsulto Alonso Santiago de la Espriella y Madrigal, quien actúa como Presidente del grupo defensor de los afectados. "Si en el pasado los europeos se creyeron superiores a los otros terrícolas mortales, hoy los mismos deben saber que sus inventos, prepotencia y arrogancia, no servirán para defender el crimen cometido contra la inocente humanidad y hasta el oro sustraido de las Americas, deben devolver co creces," concluyo.

Los investigadores irán a la fuente y lugar, desde donde residen los acusados, para tomar fotografías y realizar entrevistas, escuchando los argumentos directamente a los sindicados del error y maltrato. La red virtual asociada dará a conocer los comunicados por el sistema de medios alternativos para no comprometer derechas con la izquierdas”.

Como se ve, poco hay que comentar. Poco hay que comentar de esas “iglesias” (las hay en México, Colombia, Argentina y otros lugares) que están compuestas, por ejemplo, por cuatro obispos, un sacerdote y un diácono y por cero fieles. Hay otras “iglesias” que están compuestas por un único obispo ortodoxo de rito eslavo, también sin un solo fiel.

Por supuesto, que eso ni son iglesias ni son nada. Una iglesia inventada es como un juego de rol, sus integrantes nunca se la toman del todo en serio. Es como la Iglesia palmariana de los carmelitas de la Santa Faz que no es una escisión de la Iglesia Católica, sino más bien una escisión de una zona de Alicia en el País de las Maravillas.

He visto tantas locuras en este mundo, y a tantos descerebrados estar seguros de cualquier cosa, que si la Iglesia me dijere que algo es blanco y yo lo viere negro, creeré que es blanco. De la única cosa que estoy seguro en este mundo es de la Santa Iglesia Católica.

martes, junio 26, 2018

La Iglesia verdadera, las iglesias separadas y las falsas iglesias



Por pura casualidad, revisando la bandeja de entrada de unos emails del año 2010, me encontré con uno que ya había olvidado y que cuando lo volví a leer, me produjo la misma estupefacción de la primera vez. Lo voy a transcribir abajo, pero antes os explico el contexto. 

Resulta que ese año apareció la Iglesia Venezolana Bolivariana. Primero parecía que se trataba de una versión de la Iglesia Católica creada por el gobierno de Chávez. De hecho, se presentaban así, como “Iglesia católica reformada de Venezuela”. Después pareció que, en realidad, se trataba de una versión episcopaliana; así se presentaron también. Por último, parece que se inclinaron por afirmar que se trataba de una iglesia luterana; así también les vi presentarse.

Fuere de ello lo que fuere, tampoco importa mucho, pues, a día de hoy, ya está prácticamente extinta. El caso es que cuando apareció esta realidad gubernamental de la iglesia bolivariana yo la llamé “iglesia de opereta” en uno de mis posts. Y, a los pocos días, recibí este email de uno de sus dos máximos jerarcas. Que conste que no pongo su nombre, porque no quiero dar la más mínima propaganda a un sujeto que deseo que Internet olvide del todo. Transcribo ahora su email, sin quitar ni una sola línea. El color de su email no lo he cambiado, lo recibí verde:

A Icarven le llamaron "Iglesia de Opereta" un tal José Antonio Fortea Cucurull [se presenta como sacerdote romano con asiento en España]

Apreciado Obispo Electo Monseñor X [aquí aparecía el nombre del que imagino que era el número 2 de tal “organización”]:

Favor enviarle carta a su Santidad Benedicto XVI, para ver si él y la Iglesia Católica Romana, también llama a la Iglesia Católica Reformada de Venezuela Rito Anglicano: "Iglesia de Opereta". Llame al Arzobispo Scott de OAC USA y al Arzobispo Alfred Dale de Houston, Texas, para que se enteren del mismo. Traduzcale el escrito del tal sacerdote José Antonio Fortea Cucurull. Haga por favor el comentario con los Obispos de Icarven en Venezuela. Comente con el abogado a ver que impresión tiene. La nota esta en este blog: http://blogdelpadrefortea.blogspot.com/ Por favor lea la carta que las mujeres companeras de sacerdotes romanos de Italia, le envían al Papa, reclamando sobre el celibato y sus maridos. En Italiano: http://noticias.blog.excite.it/permalink/511153 En Castellano: http://noticias.blog.excite.it/permalink/511152

Le agradezco entregarme un informe completo de la información que disponga del sacerdote y de las impresiones que del particular diga la Santa Sede con relación al escrito y a/las burlas que sobre Icarven, caen del mismo.

Es importante consultar con el Nuncio Apostolico de España y Venezuela.

Saludos y bendiciones,

The Most Rev.
X [aquí aparecía el nombre de uno de los tres principales “jerarcas” de tal “organización”]:
Arzobispo Primado de IAL.

c.c. IAL USA, IAL Canada, IAL Mexico, IAL Peru, IAL Argentina, IAL Venezuela, IAL Brasil e IAL Nigeria.

Favor contestarme por este E-mail. No use el E-mail privado
"Sean pues prudentes como las serpientes [Astutos como las culebras], y sencillos como las palomas"

Bien, hasta aquí el email que recibí. Incluida la última línea sobre las serpientes, con unos corchetes llamativos, aunque sin poner punto en el final de la frase.

Lo gracioso de esto es que se suponía que era para meterme miedo. Pero la carta era tan increíble que tuve que leerla varias veces (os lo aseguro) para creer lo que mis ojos estaban leyendo. Pero sí, era cierto, realmente había alguien capaz de escribir algo así, pensando que el destinatario podía tomárselo con alguna seriedad.

domingo, junio 24, 2018

El placer de poder ver cómo debían ser los serafines del Arca de la Alianza

Los que leemos la Biblia cada día nos hemos preguntado muchas veces cómo serían exactamente las dos figuras que había sobre el Arca de la Alianza. Dos serafines con las alas extendidas hacia delante.

Las representaciones que he visto siempre me han parecido adecuadas. Pero, hace unos días, me llevé la grata sorpresa de ver varios sarcófagos que representan esas figuras aladas. Y, efectivamente, las reconstrucciones del Arca que hemos visto son correctas, han sido hechas por personas que conocían muy bien el mundo egipcio.

Démonos cuenta de que esas figuras aladas, cuyas fotos coloco abajo, son, siglo arriba, siglo abajo, de la época del Éxodo; que están con las alas extendidas y que están colocadas en los extremos del arca que custodian, en este caso estas arcas custodiaban los sarcófagos de faraones. Sin más, os dejo las fotos. La primera foto y la segunda tienen muchas semejanzas, pero son arcas distintas.






sábado, junio 23, 2018

El papa Francisco, san Francisco, Trento, Vaticano II, Ottaviani, Von Balthasar



En la foto un joven sacerdote (¿alguien sabe quién es con tanto pelo?) está mirando a Karl Rahner. 
Este post considérese como un esbozo, no como un desarrollo, paso a paso, fundado y detallado, lo cual hubiera hecho de él no un post, sino un largo artículo. Y, además, considérese este esbozo como la continuación de otros muchos posts que están en la base de este.

Hoy día hay un gran debate acerca de cómo debe ser la Iglesia. Debate que puede ser simplificado como una polaridad entre el polo tradición-ortodoxia y el polo adaptación-compasión.

Me gustaría enfocar esta cuestión desde una perspectiva distinta a las abordadas por mí en este blog anteriormente.

¿Dios es más justo o más misericordioso?, pregunta eterna de las almas sencillas a cualquier párroco de cualquier siglo. Los sacerdotes encajamos la pregunta, normalmente, de un modo adecuado, lógico, bíblico que suele satisfacer al que pregunta.

Pero reformulemos la pregunta de otra manera, y observaremos que Dios es, esencialmente, apertura. Cierto que Dios, en cierto modo, podríamos decir que se cierra al pecado, al error, al sufrimiento del inocente, a la herejía que distorsiona la belleza de la verdad. Sí, pero Dios, esencialmente, es apertura, porque el mismo acto creador es un acto donador.

La Iglesia, por tanto, torna a ser una donación divina dentro de la donación que es la creación. Dios es apertura hacia el otro tal como es, mientras pueda ser acogido.

En la relación entre el Uno y el otro, entre el Uno (infinito) y el otro (finito) hay una actitud de comprensión, de misericordia, de abrazo de la criatura como es, como ha llegado a ser. Se me dirá que el purgatorio cambiará al individuo, lo deificará. Sí, pero el cambio será accidental en un ser que sustancialmente ya no cambiará. Con lo cual, por muy purificado que quede en el purgatorio, siempre, al final, estará el abrazo del Uno al otro tal como es.

Si comprendemos en toda su profundidad esta relación, la única posible, entre el Ser y los seres, comprenderemos que la esencia de la Iglesia solo puede ser expresión de los sentimientos íntimos de Dios.

Debemos defender (y morir) por la Verdad. El relativismo es falso. Podemos ser comprensivos, pero los Mandamientos imponen obligaciones. No, no niego eso. Ahora bien, meditando lo que he dicho, entenderemos que la ortodoxia debe ser puesta en práctica desde la misericordia. Evitando caer en el peligro de, digámoslo así, ser más papistas que el papa.

La defensa de la Verdad es voluntad de Dios. Pero algunos defienden la ortodoxia de un modo ajeno a los sentimientos de la Santísima Trinidad. En ocasiones, la ira de algunos puede ser muy justa, pero no santa. Porque la ira debe ser purificada. Y, en definitiva, la Iglesia, no lo olvidemos, debe ser expresión de esa relación del Ser con sus criaturas. Una relación que es excesiva. 

Quien vea en mis palabras un alegato a favor del relativismo se equivoca. 

Pero no se equivoca quien vea en mis palabras un alegato a una evolución DENTRO del magisterio, una evolución homogénea que no se salga fuera de los moldes irrenunciables que imponen los pilares de nuestra fe. Por lo tanto, la apertura, la misericordia, la comprensión, la adaptación a la debilidad del que se acerca a Cristo y a su Iglesia, debe ser la máxima posible. Nunca un paso más allá del límite.

viernes, junio 22, 2018

La custodia de la Catedral de Santiago. Museo: 6 euros la entrada; 4 euros, jubilados; curas, gratis.




















Cada verano tengo que librar una de las luchas que más pena de da. Y es que matar a las hormiguitas pequeñas que corretean por mi cocina me da mucha mucha pena. No son hormigas normales, sino de una variedad más pequeña. Me resultan encantadoras, tan diligentes, con sus patitas, yendo y viniendo con tanta gracia sobre la encimera blanca de mi cocina. 

Pero, claro, solo el primer año opté por un laissez faire. Hace ya casi veinte años, con un espíritu franciscano, pensé que podría dejar que se ocuparan de los restos de comida de mi cocina. Total, por unas miguitas de pan. Hasta me hacían gracia esas hileras de seres correteando. Poco tardé en descubrir que las hormigas tienen una natural tendencia a reproducirse. Y vaya que si se reprodujeron.

Tuve que coger una esponja de cocina y recorrer cada hilera de hormigas de principio a fin. Después limpiaba aquella masacre de la esponja bajo un chorro de agua. La hilera se reanudaba en un minuto. Y allí estaba yo.  Como la Luftwaffe ametrallando un convoy de suministros. Actué de esta manera varias veces al día. Se trataba de una estrategia sencilla, pero eficaz. Las hileras cada vez tenían menos hormigas. Persistí.

Al final, ya no hubo hileras, solo hormigas sueltas. Persistí en mi empeño. La hormiga reina debió preguntarse por qué no volvían las obreras a casa.

Sé que las hormigas no tienen sentimientos ni proyectos de futuro. Probablemente no tienen recuerdos como los replicantes. Pero sentía lástima, os lo aseguro. A diferencia de los mosquitos que entran en la habitación cuando duermes, que, cuando los matas, sientes una satisfacción exultante. Si los mosquitos fueran grandes como gallinas, yo los perseguiría con un bate de beisbol. Y estoy seguro de que sentiría una alegría grandísima al acabar con ellos.

Hoy iba a hablar de cuestiones de alta teología. Pero me he despistado con las hormigas. No lo digo en broma. Quizá mañana.

jueves, junio 21, 2018

No tengo ni idea de quién es ese señor de azul




















Hoy he escuchado una conferencia en youtube de don Manuel González López-Corps y ha dicho una cosa muy bonita respecto a algunos momentos de la misa. Hay momentos, decía él, en que el pueblo ora custodiando el silencio. Y momentos en que el sacerdote ora rompiendo el silencio. Me ha gustado muchísimo esa doble expresión y pienso tenerla en cuenta en las próximas misas.

Ya estoy acabando la novena plaga de mi libro sobre Moisés. Estoy aprendiendo tanto sobre el antiguo Egipto. Y estoy disfrutando muchísimo. Me gustaría que me la revisara algún gran experto en Egipto, pero no conozco a ninguno.

He comenzado a ver, por tercera vez, Macbeth de Kurzel (año 2015). Ayer vi parte de un documental sobre el parque chino de Hunán. Pero, al final, me aburrió tanta roca y tanto árbol. Hoy he comido un delicioso sándwich de salami con un sacerdote y una pareja que son novios.

La foto es de la Puerta Santa de la Catedral de Santiago, desde dentro del ábside.

Un último pensamiento, pero que me sale de muy adentro, no sabéis hasta qué punto me llena enteramente la celebración de la misa cada día. Realmente, llena mi día. Es el sol que ilumina mi entera vida. Le doy gracias a Dios de que, conforme envejezco, cada vez más disfruto más de la misa, oro más en ella, siento más sus efectos.

miércoles, junio 20, 2018

Concelebré en tres misas de la catedral de Santiago



De mi viaje a Santiago recuerdo la buena compañía. La compañía es siempre el 90% del placer de un viaje. El otro 10% siempre es lo mismo: piedras, árboles y el mismo cielo que cualquier otra latitud.

Los ingleses son los mejores haciendo estupendas películas de viajes victorianos. Y hace ya un siglo que se han dado cuenta de lo bueno de una película así son los personajes, sin importar si están a bordo del Orient Express o en un barco que remonta el Nilo.

Los viajeros miran el programa del viaje, como si alguien pudiera distinguir entre una isla griega y otra, como si alguien pudiera distinguir entre Chipre y Túnez.  Las agencias deberían proporcionar mejor programas de acompañantes: ir adonde sea con alguien parecido a Marguerite Yourcenar, ir adonde sea con una imitación barata de Alberto Manguel, ir adonde sea con una versión más diluida de Umberto Eco.

Yo con mis acompañantes fui plenamente feliz. Aunque una ostra, envidiosa de nuestra dicha, decidió intoxicarme. Todo se resolvió con una diarrea de tres días.

Al día siguiente de llegar a casa, llegó el verano a España. El buen tiempo se había olvidado de este país. Sigo con mi libro sobre las plagas, hoy he acabado la octava. Escribo y escribo, pero nada me alegra más que encontrarme con mis lectores. En Santiago me encontré con varios. Uno de ellos era un monje de rito oriental. Jamás me lo hubiera imaginado. Es curioso, ya os lo he dicho alguna vez, con lo que más disfruto es escribiendo novelas. Pero lo que más influye en la gente son los libros en los que hablo de teología.

Así era el claustro románico primitivo de la catedral de Santiago




El caso es que el lunes por la tarde llegamos a cenar a Santiago de Compostela. El verano todavía no había llegado a España a pesar de ser el 11 de junio, hacía frío. Durante casi tres días nos dedicamos a recorrer la ciudad de arriba abajo. 

Su catedral es magnífica, impresionante. Otro templo más para añadir a mi lista de recuerdos catedralicios. Cada una tiene su carácter, su personalidad. Y que la de Santiago de Compostela tiene un carácter muy propio está fuera de toda duda. Su claustro es grandioso, ¡lo que debía ser verlo en siglos pasados recorrido por los canónigos! El museo de la catedral es impresionante. Lo que más me gustó es la reconstrucción de su coro románico. Decir que “me gustó” es poco.

Lo que debía ser en la Edad Media la sensación de haber llegado al extremo del mundo conocido. ¿Qué se debía sentir al llegar a un lugar donde te esperaba un gran templo que custodiaba el arca que se decía que era del apóstol Santiago? Un templo románico bastante oscuro, con velas, incienso, con el canto gregoriano de los canónigos, un lugar propicio para la oración.

martes, junio 19, 2018

Sermones en audio: del 1541 al 1550



Por la tarde escribiré otro post, pero ahora os ofrezco estos sermones que he acabado de subir:

Sermón 1541
Los nombres de las personas

Sermón 1542
La Ascensión, año 2018, primera parte

Sermón 1543
La Ascensión, año 2018, segunda parte

Sermón 1544
Judas Iscariote: Que quede su morada desierta

Sermón 1545

Sermón 1546
El Concilio de Jerusalén, II parte

Sermón 1547
Las vestiduras sagradas

Sermón 1548
Jesucristo Sumo y Eterno Sacerdote, año 2018

Sermón 1549
Solo Dios es bueno

Sermón 1550
Dios da cien veces más incluso aquí en la tierra